FEATURE NOTICIAS 

Guatemalteca pasa Navidad en aeropuerto antes de deportación

SALT LAKE CITY, Utah (AP) — Una guatemalteca que estaba en proceso deportación pasó la noche de Navidad en el aeropuerto de Salt Lake City antes de volar de regreso a su país natal en compañía de sus cuatro hijos, después de meses de esfuerzos fallidos por permanecer en Estados Unidos.

En esta imagen del lunes 25 de diciembre de 2017, María Santiago García recibe un abrazo antes de cruzar la puerta de seguridad en el Aeropuerto Internacional de Salt Lake City, Utah. (AP Foto/Rick Bowmer)

María Santiago García voló de regreso la mañana del martes después de que alrededor de 20 amigos y simpatizantes se presentaran para despedirla con letreros de “Ninguna persona es ilegal” y “Mantengamos unidas a las familias y comunidades”.

Los registros del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE por sus iniciales en inglés) indican que Santiago García ingresó ilegalmente al país en 2004, según un reporte del The Salt Lake Tribune.

Se le ordenó inicialmente que saliera del país en 2006, pero se le otorgó un aplazamiento. Intentó obtener una suspensión de deportación, pero se le negó el 20 de diciembre, obligándola a abandonar Estados Unidos.

Algunos de sus simpatizantes rompieron en llanto mientras Santiago García se abría paso por el aeropuerto acompañada de sus hijos, de 11, 9, 5 y 3 años de edad, quienes son ciudadanos estadounidenses.

Expresó su tristeza por salir del país y su preocupación por la falta de oportunidades en Guatemala y por cómo se adaptarían a una nueva vida.

“Tienen miedo. Han visto las noticias de que hay pandillas que asesinan a otros niños, tienen miedo de eso porque lo vieron en televisión”, comentó.

Saraí Reyes, la hija de 9 años de Santiago García, se preguntó: “¿Qué tal que en nuestro nuevo país al que vamos todo es malo? ¿Si las personas no son buenas?”.

Amy Domínguez, portavoz del grupo activista Unidad Inmigrante, dijo que a Santiago García se le acabaron las opciones después de meses de protestas y de hablar con abogados y autoridades migratorias.

Domínguez señaló que los agentes federales de migración le avisaron con tiempo a Santiago García que no estarían presentes en el aeropuerto para garantizar su salida, pero se asegurarían de que se registrara para su vuelo.

Santiago García fue condenada en 2015 por utilizar el número de Seguro Social de alguien más para conseguir un trabajo. El haber faltado a una cita con agentes de ICE pudo haber detonado su caso de deportación, señaló Domínguez.

Easton Smith, amigo de la familia y miembro de Unidad Inmigrante, dijo que los términos de su salida voluntaria le prohíben a Santiago García solicitar una visa para Estados Unidos durante una década.

Sin embargo, ella afirma que quiere volver a Estados Unidos “con la frente en alto”.

“Y quiero volver legal”, destacó. “Para no pasar otra vez por esto”.

Related posts