El sedentarismo provoca el 10% de las muertes prematuras en EEUU

LOS ÁNGELES, California (EFE) – La falta de actividad física en Estados Unidos va en aumento entre los adultos y es responsable de cerca del 10% de la mortalidad prematura, según la “Guía de actividad física para estadounidenses”, divulgada hoy en la revista científica Jama.

El análisis detalló que uno de cada cuatro adultos en el país es sedentario durante más de ocho horas diarias y que cuatro de cada diez no tiene actividad física intensa ni realiza ejercicio moderado o vigoroso durante la semana.

La guía recomienda a los adultos realizar al menos entre 150 y 300 minutos a la semana de actividad física moderada-intensa, o 75 a 150 minutos a la semana de ejercicio aeróbico vigoroso-intenso.

Según el análisis, el costo asociado con una “inadecuada” actividad física es de 117,000 millones de dólares anuales en el país.

Entre los 5,900 adultos entrevistados para el análisis, uno de cada diez reportó permanecer sentado más de ocho horas al día y no realizar ningún tipo de ejercicio.

“Aproximadamente el 80% de los adultos y adolescentes en Estados Unidos no son suficientemente activos”, destaca el informe.

Resaltó que la actividad física “estimula el crecimiento y el desarrollo normal y puede hacer sentir, funcionar y dormir mejor a la gente”.

Además, mejora la calidad de los huesos y el peso adecuado para los niños entre 3 y 5 años de edad y el desarrollo de la capacidad cognitiva para aquellos entre 6 y 13 años.

Igualmente contribuye a la reducción de metástasis de células cancerosas, la disminución de caídas que provoquen incapacitación de adultos mayores y la disminución de riesgo de mortalidad en personas con varias condiciones crónicas.

Los autores del informe, Katrina Piercy y Richard Troiano, especialistas del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS), señalaron que estas guías funcionan a partir de su publicación hoy.

Así, los niños entre 3 y 5 años deben tener actividad física a lo largo del día para mejorar su crecimiento y desarrollo, mientras los mayores de 6 hasta los adolescentes de 17 años “deberían realizar 60 minutos o más de actividad física moderada a vigorosa diariamente”.

Igualmente se recomienda realizar estiramiento muscular “dos o más días a la semana”.

A las mujeres embarazadas y a aquellas en período posparto se les recomienda ejercicio aeróbico moderado-intenso durante al menos 150 minutos a la semana.

Para los ancianos, la guía insta a realizar una actividad física que incluya “entrenamiento de balance así como aeróbicos y actividades de estiramiento muscular”.

Piden en EEUU y Canadá no comer lechuga por brote de E. coli

Piden en EEUU y Canadá no comer lechuga por brote de E. coli

ARCHIVO - En esta fotografía del 24 de enero de 2012 se muestra una ensalada César con lechuga romana. (AP Foto/Matthew Mead, Archivo)

NUEVA YORK, Nueva York (AP) — Las autoridades sanitarias de Estados Unidos y Canadá pidieron el martes a las personas que eviten comer lechuga romana debido a un nuevo brote de E. coli.

La Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA por sus siglas en inglés) dijo que está trabajando con las autoridades de Canadá por el brote, que ha enfermado a 32 personas en 11 estados, y a 18 en las provincias canadienses de Ontario y Quebec.

La cepa identificada es diferente a la relacionada con otro brote en las lechugas ocurrido hace unos meses, pero parece ser similar a la vinculada con uno en los vegetales de hoja del año pasado.

La FDA no tenía suficiente información para solicitar a los productores que retiraran del mercado sus lechugas, dijo el comisionado de la agencia Scott Gottlieb. Pero agregó que los supermercados y restaurantes deben retirar los productos hasta que se pueda identificar la contaminación.

No se han reportado muertes, pero 13 de las personas que se enfermaron en Estados Unidos se encuentran hospitalizadas. La última enfermedad reportada fue el 31 de octubre.

Localizar la fuente de la lechuga contaminada puede ser difícil debido a que a menudo es reempaquetada por intermediarios, señaló Sarah Sorscher, directora adjunta de asuntos regulatorios del Centro para la Ciencia en el Interés Público. Ello puede significar que toda la industria se vea implicada en los brotes, incluso si no todos los productos están contaminados.

Lavar la lechuga no garantiza que sea segura, apuntó Sorscher.

La mayoría de las bacterias de E. coli son benignas, pero algunas cepas pueden causar enfermedades, con síntomas como: fuertes dolores estomacales, diarrea y vómito. La mayoría de la gente se recupera en una semana, pero algunos padecimientos pueden durar más tiempo y ser más graves.

Discusión en hospital de Chicago deja tres muertos

Discusión en hospital de Chicago deja tres muertos

Agentes de policía trabajan en una entrada del hospital Mercy el lunes 19 de noviembre de 2018, en Chicago, luego de un tiroteo en el interior. (Zbigniew Bzdak/Chicago Tribune vía AP)

Por AMANDA SEITZ y DON BABWIN,  Associated Press

CHICAGO, Illinois — Una discusión en el estacionamiento de un hospital en Chicago tuvo un final fatal cuando un hombre sacó una pistola y mató a una médico a la que conocía y entonces entró al hospital y mató a una asistente de farmacia y un policía, dijeron las autoridades el martes.

Policías saludan al arribar una ambulancia a la oficina del forense de Chicago con el cadáver del policía Samuel Jimenez, muerto en un tiroteo en un hospital de la ciudad el lunes, 19 de noviembre del 2018. (Armando L. Sanchez/Chicago Tribune vía AP)

El atacante, Juan López, también murió en el incidente del lunes, pero no estaba claro si se había suicidado o había muerto en un tiroteo con la policía en el Mercy Hospital, en el área de South Side, dijo el superintendente policial Eddie Johnson.

Chicago “perdió una doctora, una asistente farmacéutica y un policía, todos haciendo lo que amaban”, dijo el Rahm Emanuel. “Esto rasga el alma de la ciudad. Es el rostro y la consecuencia del mal”.

El hospital dijo que los dos miembros de su personal que murieron eran la doctora Tamara O’Neal, de 38 años y médico de la sala de emergencias, y Dayna Less, de 25 años, asistente de farmacia que se acababa de graduar de la Universidad de Purdue.

El policía muerto fue identificado como Samuel Jimenez, de 28 años, que se integró al departamento en febrero del 2017 y había completado recientemente su período de pruebas, dijo Johnson. Estaba casado y tenía tres hijos.

El portavoz policial Anthony Guglielmi describió el tiroteo como “un incidente relacionado con asunto doméstico”, pero no dio detalles de la relación entre López y O’Neal.

López, de 32 años, y O’Neal habían estado discutiendo en el estacionamiento. Cuando un amigo de la doctora trató de intervenir, “el atacante se levantó la camisa y mostró un arma de fuego”, dijo Johnson.

El amigo corrió al hospital a pedir ayuda y segundos después comenzaron los disparos. Después que O’Neal cayó al suelo, López “le disparó tres veces más”, les dijo a reporteros James Gray, un testigo.

Cuando llegaron los agentes, el sospechoso abrió fuego contra la patrulla y corrió al hospital. Los policías iniciaron la persecución.

Dentro del hospital, el agresor intercambió disparos con la policía y “le disparó a una pobre mujer que salía del elevador” antes de ser muerto a balazos, dijo Johnson, refiriéndose a la asistente de farmacia.

“No sabemos cuánto daño estaba dispuesto a causar”, dijo Johnson, y añadió que “Less no tenía nada que ver con nada”.

Jennifer Eldridge estaba trabajando en una farmacia del hospital cuando escuchó tres o cuatro disparos que parecían provenir del exterior. En segundos colocó una barricada en la puerta, según lo había practicado en los simulacros por si hay un atacante activo. Luego hubo seis o siete disparos más, ahora mucho más cerca, justo afuera de la puerta.

“Podía captar que él ya estaba dentro del vestíbulo. Se oían gritos”, recordó.

La puerta se sacudió, y Eldridge creyó que era el agresor que intentaba entrar. Unos 15 minutos después, calculó, un miembro de un equipo especial de la policía tocó en la puerta, ingresó y se la llevó. Miró al piso y vio sangre, pero ningún cadáver.

“Tal vez fueron 15 minutos, pero parecieron una eternidad”, le dijo a un reportero.

EEUU cierra cruce fronterizo con México durante horas

Una manifestante antiinmigrante protesta contra la presencia de miles de migrantes centroamericanos en Tijuana, México, 18 de noviembre de 2018. (AP Foto/Rodrigo Abd)

Por YESICA FISCH y JULIE WATSON,  Associated Press

TIJUANA, México — Estados Unidos cerró el tránsito hacia el norte en el cruce fronterizo más transitado con México para instalar nuevas barreras de seguridad el lunes, un día después que manifestantes en Tijuana protestaron la presencia de miles de migrantes centroamericanos.

Estados Unidos también cerró uno de los dos pasos peatonales en el cruce de San Ysidro, aparentemente para impedir cualquier intento masivo de cruzar la frontera por parte de los migrantes.

La instalación de barreras móviles coronadas por alambre puede complicarles la vida a los mexicanos que usan el cruce de San Ysidro, por donde 110,000 personas entran diariamente a Estados Unidos en 40,000 vehículos.

Se formaron largas filas en Tijuana, donde mucha gente tiene que cruzar la frontera para trabajar del lado estadounidense.

Los inconvenientes provocados por el arribo de la caravana centroamericana pueden haber cumplido un papel en las protestas del domingo, cuando unos 400 vecinos de Tijuana agitaron banderas, cantaron el himno nacional y corearon “¡Fuera, fuera!” a los migrantes que arribaron la semana pasada a la ciudad fronteriza.

Las tensiones se elevaron a medida que casi 3,000 migrantes entraron a Tijuana después de una travesía por tierra de más de un mes, y probablemente con varios meses por delante mientras solicitan asilo. El gobierno en Washington calcula que el número de migrantes podría llegar a 10,000 en poco tiempo.

Los inspectores fronterizos gestionan apenas un centenar de pedidos de asilo por día en el cruce principal de Tijuana a San Diego. Los solicitantes anotan sus nombres en un cuaderno manejado por los propios migrantes donde había ya 3,000 nombres antes del arribo de la caravana.

Algunos vecinos de Tijuana mostraron solidaridad con los migrantes, otros los acusaron de ser sucios, desagradecidos y un peligro para la ciudad. Además, dijeron que la manera como la caravana entró a México fue una “invasión”. Y expresaron el temor de que se use el dinero de sus impuestos para ayudarlos.

“No los queremos en Tijuana”, vocearon los manifestantes.

Juana Rodríguez, un ama de casa, dijo que el gobierno debe averiguar los antecedentes de los migrantes para determinar que no son delincuentes.

Menos de una docena de vecinos aparecieron con carteles de apoyo. Keyla Zamarrón, una maestra de 38 años, portaba un cartel con la leyenda, “la infancia no tiene fronteras”.

La defensa civil del estado de Jalisco, por donde pasan los migrantes camino de Tijuana, dijo que ya no les proveerá de albergues, porque hubo peleas entre ellos en un refugio.

El estado les dará agua, algunos alimentos y escoltas en nueve puntos a lo largo de la autopista principal que cruza el estado para que no tengan que detenerse.

En Ciudad de México, las autoridades cerraron un refugio en un centro deportivo que había alojado a miles de migrantes. Los 650 migrantes de una tercera caravana, integrada principalmente por salvadoreños, fueron transportados a un albergue para peregrinos en la Basílica de Guadalupe.

Casi 1,000 desaparecidos por incendios en California

Bomberos y socorristas cargan los restos de una víctima del incendio Camp en el parque de casas rodantes Holly Hills, el miércoles 14 de noviembre del 2018, en Paradise, California. (AP Foto/Noah Berger)

WASHINGTON, D.C. (EFE) – Las autoridades del condado de Butte en California, donde arde el gigantesco incendio bautizado como “Camp Fire”, han rebajado a 993 el número de desaparecidos como consecuencia del desastre, mientras que la cifra de muertos se mantiene en 77, informan medios locales.

La oficina del alguacil del condado actualizó la cifra de desaparecidos a última hora del domingo para situarla en 993, lo que supone 283 personas menos que los 1,276 de los que se había informado el sábado.

Las autoridades no aclararon los motivos que han llevado a rebajar el dato, pero en los últimos días han insistido en que las estimaciones pueden variar a medida que los agentes recopilan y contrastan toda la información derivada de las llamadas y correos electrónicos que denunciaron la desaparición de alguien.

“Ésta es una lista dinámica. Fluctuará arriba y abajo cada día”, dijo a los periodistas el alguacil del condado de Butte, Kory Honea, según el diario “Los Angeles Times”.

Honea admitió el viernes pasado que algunas de las personas en la lista podían figurar dos veces, mientras que otros podían estar a salvo y no saber que alguien les estaba buscando.

El incendio bautizado como “Camp Fire”, que comenzó el pasado 8 de noviembre, ha engullido por completo la localidad de Paradise, de 26,000 habitantes, y destruido más de 13,000 edificios.

Hasta la noche del domingo, los bomberos habían logrado contener las llamas en un 65%.

Los bomberos, que en las últimas horas han visto cómo el fuerte viento les dificultaba las tareas de extinción, confían en las predicciones del Servicio Nacional de Meteorología, según las cuales el miércoles llegarán las primeras lluvias a una zona extremadamente seca que no ha visto llover desde hace meses.

Los meteorólogos están “casi seguros” de que ese día habrá precipitaciones en el condado de Butte, donde se desarrolla el incendio, aunque no en una cantidad suficiente como para que haya riesgo de desprendimientos de tierras en la zona arrasada por el fuego.

El agua también aliviaría la situación en gran parte del resto del estado, que desde hace días se encuentra en alerta roja por la mala calidad del aire, ya que el humo se desplaza cientos de kilómetros hasta alcanzar áreas muy pobladas como Sacramento, la capital del estado, y la bahía de San Francisco.

Evacuadas 3,925 personas en Guatemala por erupción de volcán

Los evacuados del área del Volcán de Fuego llegan a un refugio de emergencia en Escuintla, Guatemala, temprano el lunes 19 de noviembre de 2018 después de una nueva erupción del coloso. (AP Foto/Moises Castillo)

Por SONIA PÉREZ D.,  Associated Press

CIUDAD DE GUATEMALA, Guatemala — Unas 3,925 personas fueron evacuadas entre la noche del domingo y la madrugada del lunes en Guatemala tras una nueva actividad del volcán de Fuego, que en junio pasado registró una violenta erupción que mató a 194 personas y dejó a centenares de desaparecidos en la nación centroamericana.

La Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred) dijo que la mayoría de los evacuados son del departamento de Escuintla. El coloso, de 3,764 metros de altura, se ubica entre los departamentos de Escuintla, Chimaltenango y Sacatepéquez, en la zona centro-sur del país, y es uno de los tres colosos que mantienen actividad eruptiva.

Walter Monroy, subsecretario de gestión de riesgo, dijo en conferencia de prensa que se habilitaron cuatro albergues en varios departamentos para atender a los evacuados. La ruta Nacional 14, que bordea el área, fue cerrada a circulación.

La Conred dijo que diez comunidades de los tres departamentos en los que se ubica el volcán fueron llamadas a evacuar debido a que están asentadas en las faldas del macizo, que la madrugada del lunes lanzaba lava hasta a 600 metros de su cráter.

Unas 76,145 personas habrían sido afectadas por la quinta fase eruptiva del volcán en lo que va del año, dijo la Conred.

El Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (Insivumeh) explicó que del volcán emana flujo piroclástico (material incandescente que incluye agua, piedras, palos) que ha descendido a una de las laderas del volcán, con retumbos, explosiones moderadas y fuertes.

“Las explosiones que son moderadas y fuertes generan una columna a una altura de 5,200 metros sobre el nivel del mar (17,060 pies) en las direcciones oeste, suroeste y noreste”, detalló el Insivumeh. Agregó que también se ha dispersado ceniza y que la lava se eleva a entre 500 y 600 metros sobre el cráter.

El coloso registró una violenta erupción el 3 de junio matando a 194 personas y dejando por lo menos 234 desaparecidos, aunque organizaciones de apoyo a las comunidades insisten en que hay miles de extraviados.

La comunidad de San Miguel Los Lotes perdió a casi todos sus habitantes durante la erupción cuando familias enteras habrían sido sepultadas o carbonizadas a raíz de la actividad.

Migrantes en Tijuana podrían enfrentarse a una larga estadía

Un hombre en el lado estadounidense de la frontera (arriba) trabaja en la estructura ante la mirada de otro desde la playa, en Tijuana, México, el 15 de noviembre de 2018. (AP Foto/Gregory Bull)

Por ELLIOT SPAGAT,  Associated Press

TIJUANA, México — Los exhaustos migrantes que formaban parte de una caravana de solicitantes de asilo centroamericanos dormían en colchones en un gimnasio municipal reconvertido en albergue, mientras varios hombres jugaban al fútbol e intercambiaban bromas en un abarrotado patio colindante. Una mujer limpió a su bebé, que lloraba, con un paño húmedo.

Casi 2,000 integrantes de la caravana llegaron a la frontera entre el extremo noroccidental de México y Estados Unidos el jueves, y se espera que la cifra aumente debido al goteo constante de autobuses. La ciudad de Tijuana, cuyos albergues privados funcionan muy por encima de su capacidad, para 700 personas, habilitó el gimnasio y un complejo deportivo vallado para hasta 1,000 personas, aunque podría acoger a hasta 3,000.

Dado que los inspectores estadounidenses en el principal cruce fronterizo hacia San Diego tramitan apenas unas 100 peticiones de asilo diarias, los migrantes tienen cada vez más posibilidades de quedarse varados esperando durante meses.

Francisco Rueda, secretario general del gobierno del estado de Baja California, dijo que la ciudad recibió por el momento a unos 1,750 migrantes de la caravana.

“Esto no es una crisis”, dijo el segundo de a bordo del gobernador estatal, Francisco Vega de la Madrid, a reporteros reconociendo que sí se trata de “una situación extraordinaria”.

El estado tiene 7,000 empleos disponibles para sus “hermanos migrantes centroamericanos” que obtengan la residencia legal en México, apuntó Rueda.

“Hoy, en Baja California hay oportunidad de empleo para quien así lo solicite. Pero para que ello suceda, tiene que regular su estancia migratoria,” señaló.

Las prósperas fábricas de la ciudad siempre solicitan trabajadores. Miles de migrantes haitianos rechazados en la frontera de Estados Unidos encontraron empleo y se asentaron allí en los últimos dos años.

La presencia policial se hizo notar en una ciudad con una tasa de homicidios que es la más alta en su historia. Un grupo de unos 50 migrantes, en su mayoría mujeres y niños, caminaron con escolta policial varias calles del centro de la ciudad, desde el albergue hasta un comedor.

A medida que los autobuses llegaban desde el oeste y el centro de México, algunas familias se quedaron dentro de la terminal a la espera de saber dónde podían encontrar un lugar seguro para dormir.

Oscar Zapata, de 31 años, llegó a la estación de autobuses de Tijuana a las 2 de la mañana desde Guadalajara con su esposa y tres hijos, de 4, 5 y 12 años, y se dirigieron a un comedor, donde se les sirvió gratuitamente carne de res y papas.

En La Ceiba, Honduras, se dedicaba a la venta de CDs y DVDs piratas en la calle cuando dos pandillas le exigieron el pago de “protección”. Vio cómo un compañero comerciante fue asesinado a tiros en una esquina porque no tuvo el dinero para pagar. Dijo que las pandillas llamaron por teléfono celular a él y su esposa y se presentaron en su vivienda para amenazarlos con secuestrarles una hija y obligarla a prostituirse si no pagaban.

Cuando se enteró por la televisión el mes pasado sobre la caravana no lo pensó dos veces.

“Fue la oportunidad para salir”, afirmo Zapata.

Zapata dijo que su intención es alcanzar a un hermano en Los Ángeles aunque no ha decidido que hará todavía. Igual que muchos otros, Zapata tiene pensado esperar en Tijuana a que lleguen los demás migrantes de la caravana y tener más información antes de solicitar asilo en Estados Unidos.

Byron José Blandino, un albañil nicaragüense de 27 años que durmió en el gimnasio, indicó que quiere solicitar asilo, no sin antes hablar con alguien versado en leyes estadounidenses y los procedimientos de asilo.

Para pedir asilo en San Diego, los interesados apuntan su nombre en un cuaderno hecho jirones y pegado con cinta, que está gestionada por los migrantes en una plaza próxima a la entrada al cruce. El jueves, se llamó a los que se registraron hacía seis semanas. La lista de espera creció a más de 3,000 nombres y podría ampliarse con los recién llegados.

Docenas de migrantes homosexuales y transgénero que viajaban en la caravana ya hacían fila el jueves para presentar sus solicitudes, aunque no estuvo claro cuándo podrían hacerlo.

Rueda dijo que si todos los miembros de la caravana que está en Tijuana quieren registrarse para pedir asilo en territorio estadounidense, al ritmo actual tendrían que esperar unos cuatro. Es por esto que el estado pidió a las autoridades mexicanas que animen a otros grupos a dirigirse a otras ciudades fronterizas.

Además hay dudas sobre cómo gestionará esta ciudad de más de 1.6 millones de habitantes, la llegada de las otras caravanas que están cruzando el país y podrían tener 10,000 integrantes más en total.

Zambada: “El Chapo” fue escoltado por la policía

Durante su declaración inicial, el fiscal adjunto Adam Feels, izquierda, señala a Joaquín "El Chapo" Guzmán, segundo desde la derecha, en el tribunal federal de Brooklyn, en Nueva York, el martes 13 de noviembre de 2018. (Elizabeth Williams vía AP)

Por TOM HAYS,  Associated Press

NUEVA YORK, Nueva York — Cuando el notorio narcotraficante Joaquín “El Chapo” Guzmán era el prófugo más buscado en México tras fugarse de la cárcel en 2001, se sorprendió al ver una motocicleta de la policía colocarse frente al automóvil que lo llevaba mientras ingresaba a la Ciudad de México.

Jesús Zambada, su lugarteniente que iba al volante y que era leal al capo, le dijo que no había nada que temer, que la motocicleta y una patrulla de la policía que se colocó en la parte trasera estaban allí para escoltarlo, no para capturarlo.

La notoriedad de Guzmán y la corrupción pública que venía con ella fueron descritas el jueves de forma despreocupada y en ocasiones con detalles casi cinematográficos por Zambada, un desertor del cártel, en el juicio que se le sigue a “El Chapo” en Estados Unidos por tráfico de drogas. El viernes entrará en receso y se reanudará el lunes con más testimonios de Zambada.

En su segundo día de declaraciones en un tribunal federal de Brooklyn, Zambada describió el historial de ambición, artimañas y violencia del cártel de Sinaloa a medida que construía un imperio de tráfico de cocaína que ganó miles de millones de dólares al inundar el mercado en las ciudades grandes de Estados Unidos.

En las guerras territoriales que se desataron entre las organizaciones rivales con sicarios armados siempre hubo muchos muertos, dijo Zambada, y luego admitió que estuvo involucrado en tres conspiraciones de asesinatos. También sobrevivió un tiroteo en una calle de la Ciudad de México que lo dejó con una herida al rozarle una bala en el lado derecho de la cabeza.

Zambada, de 57 años, que ha estado custodiado por la policía desde 2008 y encarcelado en Estados Unidos, es el primero de varias personas que están cooperando con las autoridades y que testifican contra Guzmán con la esperanza de obtener una sentencia menos dura.

La defensa dijo que los acuerdos con las autoridades son un incentivo para exagerar el papel de Guzmán, quien se declaró inocente luego de ser extraditado a Estados Unidos el año pasado.

Gran parte del testimonio de Zambada se enfocó en sobornos, una de sus principales responsabilidades como el lugarteniente de más rango para los jefes del cártel: su hermano mayor, Ismael “El Mayo” Zambada, y Guzmán.

Ubicado en la Ciudad de México, donde supervisaba toneladas de cocaína escondidas en un almacén, Jesús Zambada afirmó que compró a la policía local y federal, a fiscales, a las autoridades aeroportuarias y a las de la ciudad a un costo de unos 300.000 dólares al mes a cambio de información y de protecciones que mantuvieron la operación de tráfico de drogas funcionando sin problemas.

Zambada testificó que en una ocasión Guzmán lo envió al estado de Guerrero en 2014 para darle a un general del Ejército en ese lugar 100,000 dólares en efectivo.

Recordó que antes de partir hacia Guerrero, Guzmán le comentó que el general era un amigo suyo, que le diera un abrazo y le notificara que iba a estar trabajando en el estado.

Zambada aún no conocía a Guzmán cuando el capo se escapó de prisión escondido en un cesto de ropa sucia en 2001 y permaneció prófugo en el campo mexicano. Testificó que su hermano mayor, preocupado de que una fuerza especial del Ejército estuviera acercándose a “El Chapo”, consiguió un helicóptero para que lo sacara de la zona y le ordenó a su hermano encontrar una ubicación “semidesierta” en el centro de México donde pudiera aterrizar.

Cuando la nave aterrizó, los Zambada estaban allí para saludarlo, y posteriormente Jesús Zambada lo condujo en automóvil a la Ciudad de México.

Fuego en California: 63 muertos y cientos de desaparecidos

Investigadores recuperan restos humanos en una casa arrasada por un incendio, el 15 de noviembre de 2018, en Magalia, California. (AP Foto/John Locher)

Por KATHLEEN RONAYNE y BRIAN MELLEY,  Associated Press

CHICO, California — Al menos 63 personas perdieron la vida en un fuego en el norte de California y las autoridades dijeron que tienen una lista con 631 desaparecidos en el incendio forestal más grave del país en el último siglo.

Entre la abultada lista podría haber nombres de personas que huyeron de las llamas y desconocen que fueron reportadas como desaparecidas, explicó el jefe de la policía del condado de Butte, Kory Honea. La lista se hará pública para que los afectados puedan comprobar si están en ella y comunicar a las autoridades que sobrevivieron.

“El caos con el que estábamos lidiando aquí era extraordinario”, dijo Honea sobre las horas posteriores al trágico incendio de la semana pasada. “Ahora estamos intentando retroceder y asegurarnos de que estamos contando a todo el mundo”.

Unas 52,000 personas están realojadas en refugios, en casas de familiares y amigos, en moteles e incluso en un estacionamiento de Walmart y en un campo adyacente en Chico, a unas millas de las cenizas.

En el vasto refugio levantado en el estacionamiento, los evacuados se preguntan si sus casas seguirán en pie, si sus vecinos han sobrevivido y a dónde irán cuando este lugar cierre en cuestión de días.

“Hace frío y da miedo”, dijo Lilly Batres, de 13 años y una de las pocas menores de lugar. Batres huyó con su familia de la localidad de Magalia y no sabe si su casa resistió al paso de las llamas. “Siento que la gente va a entrar en nuestra tienda”, añadió.

El incendio en el norte de California arrasó la ciudad de Paradise. Los investigadores sacaron cadáveres de viviendas y autos calcinados pero, en muchos casos, las víctimas podrían haber quedado reducidas a cenizas y fragmentos de hueso. El último reporte oficial habla de 63 fallecidos y 9,800 viviendas destruidas.

En la otra punta del estado, más residentes pudieron regresar al lugar en el que un incendio consumió una superficie equivalente a la de Denver al oeste de Los Ángeles. El incendio estaba contenido en un 62% tras destruir casi 550 viviendas y otros edificios. Al menos tres personas perecieron a consecuencia del fuego.

EEUU: Inventan historia y recaudan dinero en internet

Combinación de fotos de noviembre de 2018 facilitada por la fiscalía del condado Burlington: Johnny Bobbitt, a la izquierda, Katelyn McClure y Mark D’Amico, que inventaron una historia para recaudar indebidamente más de 400,000 dólares en internet. (Fiscalía del condado Burlington vía AP)

Por MIKE CATALINI,  Associated Press

MOUNT HOLLY, Nueva Jersey — La historia conmovedora de un indigente que dio sus últimos 20 dólares a una mujer de Nueva Jersey para que comprara gasolina fue una total mentira para que incautos donaran más de 400,000 dólares al vagabundo samaritano, dijo el jueves un fiscal.

El fiscal del condado Burlington Scott Coffina anunció cargos penales contra la pareja que contó la historia a periódicos y estaciones de televisión junto con el indigente que se había confabulado con ellos.

Coffina dijo que el dinero, donado al indigente, el veterano de la Marina, Johnny Bobbitt, será regresado a las personas que vieron la historia e hicieron aportaciones mediante una página en el sitio digital GoFundMe abierta por la pareja, Mark D’Amico y Katelyn McClure.

“El pregón de la campaña fue una mentira”, dijo Coffina. “Fue ficticia e ilegal, y hay consecuencias”.

Coffina señaló que casi ninguna parte de la historia era verdad. McClure no se quedó sin gasolina. Bobbitt no la vio en dificultades y le dio dinero.

Lo que sí es cierto es que el grupo se reunió cerca de un casino en Filadelfia en octubre de 2017 poco después de que los tres contaran la historia.

Menos de una hora después de que la pareja abrió la página para solicitar donaciones, McClure envió un mensaje de texto a un amigo en el que reconoció que la historia era “totalmente un cuento”, dijeron los fiscales.

“Tenía que hacer algo que hiciera a la gente sentirse mal”, afirmó McClure en un mensaje —uno de los 60,000 revisados por los fiscales— dirigido a un amigo.

GoFundMe dijo en un comunicado que en los próximos días será restituido totalmente el dinero a las personas que hicieron las aportaciones. Aunque se pretendían recaudar más de 400.000 dólares, el trío captó 367,000.

El grupo gastó a manos llenas, dijo Coffina, y ahora quedan “cero” dólares.

La pareja compró un BMW, hizo un viaje de fin de año a Las Vegas y adquirió bolsas de lujo, entre otros artículos.

Más de 85,000 dólares en efectivo fueron retirados en o cerca de casinos en Atlantic City, Bensalem, Pensilvania, Filadelfia y Las Vegas.

El fraude no paró en el sitio GoFundMe. El trio dio numerosas entrevistas, posó para fotos, visitaron numerosas veces el lugar donde dijeron que ocurrió su primer encuentro y salieron en el programa “Good Morning America”.