Inmigrantes cruzan frontera al norte, armas hacia el sur

Inmigrantes cruzan frontera al norte, armas hacia el sur

La foto de archivo del 25 de enero de 2011 muestra armas incautadas en Phoenix que iban a ser enviadas de contrabando a México. (AP Foto/Matt York, File)

Por LISA MARIE PANE,  Associated Press

Un aspecto que el debate sobre la seguridad fronteriza suele pasar por alto es el del flujo de armas desde Estados Unidos a México y el resto de América Latina.

Entre los inmigrantes que cruzan la frontera desde México hay miles que tratan de huir de la violencia de las pandillas y el narco en sus países. El arma con que se los intimida generalmente es de fabricación estadounidense.

El flujo de drogas e inmigrantes hacia Estados Unidos está bien documentado desde hace décadas y resurge constantemente en el debate político. En cambio, no se presta tanta atención al contrabando de armas desde los estados fronterizos hacia el sur.

Según un informe de la Universidad de San Diego en 2013, el número de armas enviadas desde Estados Unidos es tan grande que casi la mitad de los vendedores minoristas de armas en Estados Unidos usan ese negocio para mantenerse a flote.

Cada año, se compran en Estados Unidos un promedio de 253,000 armas de fuego para enviarlas a México.

Desde México, las armas acaban en manos de los carteles del narco o van a las pandillas de Honduras, Guatemala y El Salvador, países que enfrentan una epidemia de violencia armada.

Los asaltos armados en el transporte público son habituales en Honduras, donde casi la mitad de las armas no registradas provienen de Estados Unidos, según la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos.

La violencia armada en El Salvador prevalece al punto de que se registran en promedio más de una balacera por día entre la policía y las pandillas, dijo Ricardo Sosa, un criminólogo especializado en pandillas y seguridad.

“En cada una de estas operaciones, la policía puede incautar entre dos y seis armas en el lugar”, dijo. “Es uno de los indicios de que las pandillas muchas veces tienen armas largas y armas cortas para cada uno de sus miembros”.

México registró el año pasado la cifra más alta de homicidios en casi 20 años, con más de 31,000 muertos. En los primeros cinco meses del año hubo en promedio 88 homicidios por día.

El derramamiento de sangre en Guatemala, Honduras y El Salvador ha sido un gran impulsor de la migración hacia Estados Unidos, donde casi 16,000 familias cruzaron la frontera en agosto, muchas de ellas de los tres países centroamericanos, según el gobierno.

Los grupos partidarios del control de armas sostienen que el gobierno exporta la violencia pandillera a América Latina con sus leyes permisivas, lo cual genera a su vez una crisis de migración en la frontera.

“Si el gobierno de (el presidente Donald) Trump realmente quisiera detener el flujo de refugiados que huyen de la violencia en Latinoamérica y México hacia el norte, tomaría medidas contra el tráfico de armas hacia el sur que alimenta buena parte de esa migración”, dijo Adam Skaggs, abogado del Giffords Law Center.

La National Rifle Association y otros grupos que promueven el derecho de portar armas dicen que la forma más eficaz de combatir el problema no es aprobar leyes más estrictas sino erradicar a los carteles de la droga.

EEUU sufre una crisis humanitaria por el uso de armas de fuego

Por RAFAEL SALIDO

WASHINGTON, D.C. (EFE) – La muerte de 38,658 personas en Estados Unidos a lo largo del año 2016 como consecuencia del uso de armas de fuego sitúa al país ante una crisis de derechos humanos, de acuerdo con un informe publicado hoy por la organización Amnistía Internacional (AI).

“Estados Unidos está fallando en su obligación de proteger y promover los derechos humanos reflejados en la legislación internacional”, denunció AI en el documento, titulado “En la línea de fuego. Derechos humanos y la crisis de la violencia con armas de fuego en Estados Unidos”.

Según los datos recopilados por el grupo relativos al año 2016, Estados Unidos está a la cabeza de los países industrializados en número de muertes por este motivo, tanto en cifras per cápita como absolutas.

De media, se registraron 106 fallecimientos diarios en suelo estadounidense por el uso de armamento de fuego.

Del total 38,658 muertes, 22,938 fueron suicidios y 14,415, homicidios, mientras que el resto fueron clasificadas como accidentes (495), intervenciones legales (510) y casos indeterminados (300).

Asimismo, AI aseguró que un total de 116,000 personas resultaron heridas en todo el país por disparos, lo que arroja un cómputo diario de 317 heridos, que lograron sobrevivir “al menos el tiempo suficiente para ser trasladados al hospital”.

El informe muestra también que 1,637 menores perdieron la vida a causa de las armas de fuego, de los que 862 fueron víctimas de un homicidio y 633 fueron registrados como suicidios.

“Esto se debe, al menos en parte, al hecho de que unos 4.6 millones de niños viven en domicilios con armas cargadas y sin el seguro puesto”, argumentó AI.

La organización denunció, además, que este tipo de violencia tiene un marcado cariz racial puesto que, a pesar de representar apenas al 13% de la población estadounidense, los afroamericanos sufrieron el 58.5% de los homicidios documentados.

Por este motivo, lamentó AI, un hombre de raza negra de entre 15 y 34 años de edad tiene hasta 20 veces más probabilidades de morir asesinado por un disparo que un blanco de esa misma edad.

“El disparatado impacto de la violencia con armas de fuego en comunidades urbanas de color suscita serias preocupaciones sobre la protección de derechos humanos, incluido el derecho a la vida, el de la seguridad del individuo, el de la libertad ante la discriminación y el de una protección igual ante la ley”, sostiene el informe.

AI señaló a la legislación del país, donde muchos de sus ciudadanos consideran la posesión de una arma de fuego como un derecho inalienable, como una de las principales causantes del problema.

El texto defiende que los 50 estados del país y el Distrito de Columbia permiten, de una u otra manera, portar una arma en público. Asimismo, hasta 30 estados permiten llevar armamento a la vista en público sin ningún tipo de licencia o permiso.

A nivel federal, criticó AI, el Gobierno de Estados Unidos no cuenta con un mecanismo para la confiscación o entrega de armas de fuego ni siquiera cuando un juez ordena su incautación.

Las leyes federales, además, no requieren que se haga un control de antecedentes en cada adquisición de un arma, por lo que, de acuerdo al estudio, un 22% de este tipo de transacción no contempla este tipo de comprobaciones.

“Debido al elevado número de armas en circulación y de la falta de una regulación adecuada, Amnistía Internacional recomienda que Estados Unidos tome una serie de medidas: licencia, registro y restricción de ciertas armas, más seguridad en el almacén de existencias y el desarrollo de políticas e investigaciones”, concluye el documento.

EEUU considera financiar pistolas en escuelas

PORTADA – La secretaria de Educación de Estados Unidos Betsy DeVos es interpelada en el Congreso el 22 de mayo del 2018. (AP Photo/Jacquelyn Martin, File)

Por MARIA DANILOVA,  Associated Press

WASHINGTON, D.C. — El Departamento de Educación está considerando la posibilidad de permitirle a estados usar fondos federales para comprar armas que serían usadas como medida de seguridad en las escuelas, lo que ha provocado una lluvia de críticas.

El plan seguramente causará gran controversia, especialmente en estos momentos en que, tras una serie de masacres escolares en Estados Unidos, ha surgido un movimiento estudiantil a favor de que haya una mayor restricción a la compra, la tenencia y el uso de las armas.

El gobierno está examinando las leyes concernientes a la financiación federal de iniciativas educativas estatales a ver si el dinero puede usarse para comprar armas, dijo a la AP una fuente oficial que pidió no ser identificada.

Una ley educativa aprobada con apoyo bipartidista en el 2015 no prohíbe expresamente la compra de armas para escuelas, dijo el funcionario. Agregó que el departamento ha recibido numerosas cartas y menajes pidiéndole que aclare para qué se pueden usar los fondos federales educativos.

La secretaria de Educación Betsy DeVos, titular de una comisión a cargo de estudiar maneras de mejorar la seguridad en las escuelas en el pasado se ha pronunciado a favor de darle a las escuelas la opción de darles pistolas a los maestros. La comisión, creada a raíz de la masacre escolar en Parkland, Florida, ha sido criticada porque ni siquiera considera la opción de limitar la tenencia de armas.

La iniciativa, reportada inicialmente por el New York Times, suscitó fuertes críticas de demócratas, funcionarios del sector y activistas antiviolencia. Acusaron al gobierno de Donald Trump de privar a los alumnos de asistencia psicológica y otros recursos, para favorecer a la Asociación Nacional del Rifle, cuyos miembros tienden a ser de derecha y apoyar a los republicanos.

Gloria Estefan, criticada en redes sociales por apoyar a líder estudiantil

MIAMI, Florida (EFE) – La cantante Gloria Estefan respondió a las críticas que ha recibido en las redes sociales por apoyar a Emma González, una de las caras más visibles del movimiento a favor de mayores restricciones a las armas de fuego en Estados Unidos, con un mensaje claro y directo.

“No se equivoque al pensar que yo no tengo opiniones sobre cosas que nos afectan a todos en el mundo ni que me voy a quedar callada por conveniencia”, dijo la cantante en respuesta a uno de los que le pidieron que se dedique a cantar en vez de apoyar a una “comunista”.

Emma González, de 18 años y origen cubano, sobrevivió a la matanza en la escuela de Parkland (Florida) y habló sábado pasado en la Marcha por Nuestras Vidas que reunió en Washington a cientos de miles de personas seguidoras del movimiento #NeverAgain (#NuncaMás).

“¡Yo también apoyo a Emma”, escribió Estefan en su cuenta de Instagram, con una foto tomada de la cuenta de la actriz Gina Rodríguez, quien reconoció a González en la iniciativa “Movement Mondays (lunes de movimiento), con la que destaca en las redes sociales a latinos que están haciendo una diferencia.

“Nuestros valientes jóvenes están tratando de hacer que nuestro hermoso país sea un lugar más seguro y mejor. Los apoyo 100%”, agregó la artista cubano-estadounidense.

Aunque muchos de sus seguidores la aplaudieron, algunos se sintieron ofendidos haciéndose eco de voces que desde la derecha han acusado a la adolescente de padre cubano de promover ideas comunistas y de haber sido “adoctrinada” por la izquierda radical.

Uno de los “pecados” de Emma a ojos de esas personas es haber usado una chaqueta verde oliva con un parche con la bandera cubana, durante la marcha estudiantil del sábado pasado en Washington D.C.

“Esa niña no tiene ni idea de nada y dijo un millón de cosas que no son verdad en su discurso, pero gente como Gloria Estefan la están aplaudiendo y haciéndola famosa. No bailo ni una conga más”, escribió alguien en las redes.

Estefan le contestó: “Esa niña fue una de los muchos jóvenes que han tenido que ver de frente un arma automática y ver los cuerpos de sus amigos destruidos por las balas. Ella está tratando de ayudar para que esto no pase nuevamente, así que puedes bailar lo que te dé la gana. Me da igual”.

A otro seguidor que le recomendó que como artista lo que interesa es su voz no sus opiniones, la cantante replicó: “¿Estás diciendo que tú sí puedes opinar, pero que yo me limite a lo que en tu opinión sé hacer mejor?”.

“Fui parte de la misión diplomática de Estados Unidos para la Asamblea General número 47 de las Naciones Unidas, ¿pero no estoy calificada? Soy ciudadana de Estados Unidos y eso me da el derecho de expresar mi opinión como me parezca”, agregó.

“(No deberían) llamarme comunista por apoyar a una niña que, primero alguien atacó con armas en un lugar que debía ser seguro y después la atacan por su moda o decir que la controla ‘la izquierda’, es lo único que yo he hecho”, agregó.

Movilización estudiantil histórica contra las armas en EEUU

Por KELLI KENNEDY

PARKLAND, Florida (AP) — No pueden comprar cerveza ni alquilar un automóvil, y muchos de ellos ni siquiera tienen edad para votar, pero los estudiantes de la secundaria Marjory Stoneman Douglas High School pusieron en marcha lo que podría ser una de las movilizaciones más grandes de la historia, con la participación de un millón de personas en Washington y otras 800 ciudades dentro y fuera de Estados Unidos.

Estudiantes de la secundaria Roosevelt High School participan en una protesta contra la venta de armas en Seattle el 14 de marzo del 2018. (AP Photo/Manuel Valdés, File)

Motivados por la matanza de 17 personas en la escuela el día de San Valentín, los chicos programaron discursos, solicitaron permisos a las municipalidades, alquilaron escenarios y prepararon recorridos coordinando con la policía. La marcha central será el sábado en la Avenida Pensilvania de Washington y contará con la presencia de artistas como Ariana Grande, Jennifer Hudson, Miley Cyrus y Demi Lovato.

Gestionaron 14 pantallas gigantes, 2,000 sillas y 2,000 baños públicos.

“La gente no piensa en estos detalles menores, pero todo cuenta”, dijo Ryan Deitsch, estudiante de 18 años de la Marjory Stoneman.

Varios estudiantes han estado apareciendo en la televisión promoviendo la movilización y figuran incluso en la tapa de la revista Time. En las primeras dos semanas después de la matanza, Deitsch dice que trabajó 22 horas al día y dormía sin desvestirse.

“No paraba hasta que no podía más”, dijo Deitsch.

Activistas veteranos se maravillan ante lo que han conseguido los estudiantes, incluida una ley que restringe la venta de armas en la Florida y una protesta en la que participaron aproximadamente un millón de estudiantes la semana pasada, según los organizadores de la Marcha de Mujeres. Oprah Winfrey y George y Amal Clooney donaron 500,000 dólares cada uno para su causa. El elenco de la serie televisiva “Modern Family” hizo un anuncio público y los astros de Broadway Lin Manuel Miranda y Ben Platt grabaron una canción para la marcha.

La Marcha de Mujeres, Everytown for Gun Safety y la agrupación para prevenir la violencia con armas creada por la ex legisladora Gabrielle Giffords suministraron apoyo, lo que dio lugar a algunas acusaciones de que los jóvenes son usados por agrupaciones de izquierda que quieren restringir la venta de armas desde hace años.

Casey Sherman, de 17 años, hablando durante una reunión para coordinar una marcha estudiantil de protesta en Parkland, Florida, donde 17 personas fallecieron baleadas. (AP Photo/Wilfredo Lee)Casey Sher

Los estudiantes, no obstante, dicen que ellos son quienes toman las decisiones, no aceptan dinero y rechazaron el apoyo de entidades o personas cuya visión no se encuadra con la de ellos.

“Les gusta decir que somos títeres, que alguien nos controla… no quieren admitir que los seres humanos tienen este poder porque si tienen este poder, tal vez no necesitan un arma”, afirmó Deitsch.

En Arizona, más de 20,000 personas se comprometieron a través de las redes sociales a participar en una marcha estudiantil, según el activista Jordan Harb, una estudiante de 17 años de la Mountain View High School de Mesa. Harb coordinó la presencia de vendedores y se reunió con la policía para hablar de barricadas y de seguridad, ya que se espera que haya manifestaciones contrarias de sectores que no quieren más restricciones a la venta de armas.

“Le dedico todo el día a la movilización”, dijo Harb. “Incluso en las clases solo me concentro en la marcha”.

La estudiante de la Marjory Stoneman Douglas Casey Sherman también se pasa la mayor parte del tiempo preparando una movilización en Parkland, donde se espera más de 20,000 personas. Ella y otros estudiantes gestionaron ante las autoridades permisos y se empapó de cómo funcionan los patrocinios y las exenciones impositivas de las organizaciones caritativas.

“Todos los días aprendo cosas que no me enseñan en la escuela”, dijo la joven de 17 años.

El evaluador de propiedades del condado de Broward Marty Kiar ayudó a los estudiantes a lidiar con las autoridades. “Nunca vi a nadie que pudiese reunir a tantas partes interesadas en tan poco tiempo”, comentó.

Riley Helberg, de 14 años, de la Crescenta Valley High School, dijo que la marcha de Los Ángeles eclipsará la Marcha de Mujeres de esa ciudad en la que participaron más de 100,000 personas.

En Nueva York, Winter Minisee, de 17 años, rechazó las críticas según las cuales los estudiantes no están calificados para cambiar las leyes.

“Históricamente, los estudiantes han encabezado todos los grandes movimientos en Estados Unidos, incluidos la lucha por los derechos civiles y la lucha contra la guerra de Vietnam”, expresó Minisee.

El objetivo de los estudiantes es conseguir apoyo para su causa en las elecciones de mitad de término de noviembre.

“Los estudiantes de secundaria y universitarios están hartos de lo que se considera normal, de tener que convivir con matanzas en masa y simulacros de ataques”, declaró Alex Wind, de la Stoneman Douglas.

Maestro dispara arma por error en clase, hay alumnos heridos

SEASIDE, California (AP) — Un profesor de California disparó de forma accidental su arma en una clase, hiriendo a tres estudiantes, según reportó la policía.

El incidente ocurrió el martes en la escuela secundaria Seaside mientras Dennis Alexander impartía una lección de seguridad de armas para su clase de administración de justicia.

Alexander, que también es agente de policía en la reserva, estaba apuntando el arma hacia el techo para asegurarse que no estaba cargada cuando el arma se disparó, explicó la policía.

Tres estudiantes resultaron heridos por los escombros, incluyendo un joven de 17 años cuyo padre dijo a la televisora KSBW-TV que sufrió heridas moderadas por fragmentos de bala que se alojaron en su cuello.

Tanto las autoridades escolares como el departamento de policía de Sand City pusieron a Alexander en baja administrativa.

Jóvenes en EEUU exigen acción contra la violencia con armas

Por COLLIN BINKLEY

Miles de jóvenes en Estados Unidos se abstuvieron de ir a clases el miércoles para protestar y exigir acción contra la violencia con armas, en respuesta a lo que los activistas esperan sea la mayor demostración de activismo estudiantil que se ha dado tras la masacre de hace un mes en una escuela en Florida.

Estudiantes sostiene un cartel donde piden mayor control de armas, durante una protesta contra las muertes por tiroteos en la Escuela Secundaria Perry Hall en Maryland, el 14 de marzo de 2018. (AP Foto/Patrick Semansky)

Más de 3,000 manifestaciones estaban planeadas en todo Estados Unidos y otras partes del mundo, de acuerdo con los organizadores. Los estudiantes fueron convocados a dejar sus clases a las 10:00 de la mañana, hora local, durante 17 minutos, uno por cada persona que falleció en el tiroteo del 14 de febrero en la Escuela Secundaria Marjory Stoneman Douglas.

Miles de estudiantes se congregaron en la avenida Pensilvania frente a la Casa Blanca, portando carteles coloridos y gritando consignas en apoyo al control de armas. Los jóvenes exclamaban “¡Hey, hey, ho, ho. La NRA no!” en rechazo a la Asociación Nacional del Rifle,  y “¿Qué queremos? ¡Control de armas! ¿Cuándo lo queremos? ¡Ahora!”.

El presidente Donald Trump se encuentra por el momento de viaje en Los Ángeles.

David Hogg, estudiante avanzado de Stoneman Douglas, trasmitía en tiempo real por su canal de YouTube la manifestación en la escuela de Parkland, Florida. Caminando en medio de una masa de gente que avanzaba hacia el campo de fútbol, Hogg criticó a los políticos por no hacer nada para proteger a los estudiantes.

Dijo que los jóvenes no pueden quedarse en clases cuando hay cosas que hacer para prevenir la violencia con armas. “Cada uno de estos estudiantes pudo haber muerto ese día. Yo pude haber muerto ese día”, comentó Hogg.

De Florida a Nueva York, los estudiantes salieron de sus escuelas para marchar por las calles o reunirse en los colegios para manifestarse. Algunas instituciones aplaudieron a los alumnos por tomar una postura o al menos tolerar las protestas de otros.

Las movilizaciones fueron convocadas por Empower, el brazo juvenil de Women’s March que convocó a cientos de miles de mujeres a una marcha nacional el año pasado.

Otras manifestaciones convocadas para las próximas semanas incluyen la Marcha por Nuestras Vidas, que según los organizadores atraerá a cientos de miles de personas a la capital del país el 24 de marzo. Para el 20 de abril, cuando se cumplen 19 años de la masacre en la escuela Columbine de Colorado, habrá otra ronda de paros escolares en señal de protesta.

Casa Blanca presenta plan contra ataques en escuelas

Por JILL COLVIN

WASHINGTON (AP) — La Casa Blanca ha presentado un nuevo plan para impedir los ataques a tiros en las escuelas y no incluye el aumento de la edad mínima para que una persona pueda comprar un arma de asalto, aspecto que apoyaba el presidente Donald Trump.

En su lugar, una nueva comisión federal para la seguridad escolar examinará el asunto de la edad como parte de un conjunto de medidas que la Casa Blanca anunció el domingo frente a la matanza de 17 personas entre alumnos y personal docente ocurrida el mes pasado en una secundaria en Parkland, Florida.

El gobierno también se comprometió a asistir a los estados para que financien el adiestramiento de maestros en el uso de armas de fuego y reiteró su exigencia para una mejora en la revisión de antecedentes y de los sistemas de salud mental.

En una teleconferencia con reporteros el domingo en la noche, funcionarios describieron el plan como el cumplimiento de la exigencia de Trump para la adopción de medidas después de la masacre en Parkland.

“Hoy estamos anunciando medidas importantes, que pueden ser adoptadas de inmediato para que contribuyan a la protección de los estudiantes”, dijo la secretaria de Educación, Betsy DeVos, que presidirá la comisión.

DeVos dijo que “con demasiada frecuencia, la atención” después de estas tragedias “ha sido solo una de las controversias más polémicas, el tipo de cosas que han dividido a las personas y las colocan en sus posiciones arraigadas”. DeVos describió el plan como “pragmatico”.

Senado de Florida aprueba restricción a la venta de armas

Por BRENDAN FARRINGTON, TERRY SPENCER y GARY FINEOUT

TALLAHASSEE, Florida (AP) — Aunque no incluye una prohibición a las armas de asalto, como lo solicitaron a los legisladores los sobrevivientes de una matanza en una escuela de Florida, el Senado estatal aprobó por margen estrecho una iniciativa de ley que incluye nuevas restricciones a la venta de fusiles y permitirá que algunos maestros porten armas en institutos educativos.

La senadora demócrata Lauren Book se limpia las lágrimas mientras habla sobre el tiroteo de hace unas semanas en la Secundaria Marjory Stoneman Douglas durante una sesión en el Congreso de Florida, en Tallahassee, el lunes 5 de marzo de 2018.. (AP Foto/Mark Wallheiser)

Mientras tanto, fiscales y abogados de las víctimas se aprestaban el martes a acudir a los tribunales, donde un jurado comenzará a escuchar la evidencia contra Nikolas Cruz, el exalumno de 19 años de la Secundaria Marjory Stoneman Douglas que según las autoridades mató a 17 personas con un fusil de asalto AR-15 el Día de San Valentín.

Anthony Borges, un estudiante de origen venezolano de 15 años que resultó herido en el ataque, presentó una carta con la intención de demandar a la policía del condado Broward, al sistema escolar local y al director de su colegio para que ayuden con los gastos de su reocupación. El fiscal AlexArreaza dijo el lunes que Borges no puede caminar y “tiene enorme dificultad para realizar tareas rudimentarias por sí mismo”.

La votación de 20-18 del lunes en la tarde se presentó después de tres horas de un debate emotivo. El respaldo y la oposición cruzaron líneas partidistas y quedó claro que muchos de los que votaron a favor del plan no estaban completamente contentos con él.

“¿Creo que esta propuesta es suficiente? ¡No! ¡No lo es!”, dijo la senadora demócrata Lauren Book, quien entre lágrimas describió su visita a la escuela secundaria Marjory Stoneman Douglas después del tiroteo.

Book dijo que también le hubiera gustado una prohibición a los fusiles de asalto, como a muchos de los estudiantes que viajaron al capitolio estatal para solicitarle a los legisladores que tomaran medidas adicionales para evitar futuras masacres con armas de fuego, pero agregó que no podía permitir que finalizara la sesión legislativa el viernes sin hacer algo.

“Mi comunidad quedó sacudida. Mis estudiantes fueron asesinados en sus aulas. No puedo vivir con la elección de colocar los partidos políticos por encima de la oportunidad de hacer algo que nos acerque al lugar que creo que, como estado, deberíamos ser”, declaró. “Este es el primer paso para decir nunca más”.

El lunes, familiares de las 17 víctimas de la escuela llamaron a la legislatura estatal a aprobar una propuesta que creen que mejorará la seguridad escolar.

Ryan Petty leyó un comunicado afuera de la secundaria, implorando a los legisladores que aprobaran la propuesta del gobernador Rick Scott de añadir guardias de seguridad armados, evitar que los enfermos mentales tengan acceso a las armas de fuego y mejorar los programas de salud mental para adolescentes en riesgo. Scott también se opone a darles armas a los maestros.

“Debemos ser las últimas familias en perder a nuestros seres queridos en un tiroteo masivo dentro de una escuela. Esta ocasión debe ser distinta y exigimos acciones”, dijo Petty al leer el comunicado conjunto.

La hija de 14 años de Petty, Alaina, murió en el ataque del 14 de febrero, junto con 13 de sus compañeros de clase y tres miembros del personal.

La iniciativa de los senadores pasará a la Cámara de Representantes local. El periodo anual de sesiones concluye el viernes.

EEUU: Más minoristas imponen restricciones a venta de armas

Por JOSEPH PISANI

NUEVA YORK (AP) — Las compañías Kroger y L. L. Bean anunciaron que ya no venderán armas a personas menores de 21 años, convirtiéndose en la tercera y cuarta cadenas minoristas de esta semana imponer restricciones que son más fuertes que las leyes federales.

Los anuncios siguen a decisiones similares de las cadenas Dick’s Sporting Goods y Walmart, lo que deja entrever la presión que enfrentan las compañías para que tomen una postura al respecto.

Kroger, la cadena de supermercados más grande de Estados Unidos, dijo el jueves que desde la masacre a disparos el mes pasado en una escuela secundaria de Florida, que mató a 17 personas, está claro que los puntos de venta de armas deben ir más allá de lo que exigen las leyes federales actuales.

El acusado de la masacre en la escuela, de 19 años de edad, compró legalmente el fusil AR-15 usado en el ataque. La ley federal permite que las personas mayores de 18 años compren armas largas, como rifles.

“En respuesta a los trágicos acontecimientos en Parkland y en otras partes, hemos analizado a fondo nuestras políticas y procedimientos sobre venta de armas de fuego”, señaló Kroger Co. en un comunicado.

Kroger ha vendido armas de fuego de 44 de sus tiendas Fred Meyer en el oeste del país y aumentará la edad a 21 años como requisito de compraventa.

L.L. Bean, que dice que solo vende armas de fuego en su tienda insignia en Maine, específicas para la caza y tiro al blanco, emitió un comunicado la noche del jueves diciendo que la compañía ya no venderá armas de fuego ni municiones a cualquier persona menor de 21 años.

El cambio ocurrió un día después de que Walmart y Dick’s Sporting Goods, ambas destacadas cadenas vendedoras de armas, endurecieron sus políticas, y también un día después de que los estudiantes regresaran a la Escuela Secundaria Marjory Stoneman Douglas de Parkland, Florida, por primera vez desde el tiroteo en sus instalaciones.

El jueves por la noche, el minorista REI de artículos para actividades al aire libre anunció la suspensión de pedidos futuros para surtirse de algunas marcas populares –incluidos los bolsos para agua CamelBak, los cascos Giro y las estufas Camp Chef– cuya compañía matriz también fabrica municiones y fusiles de asalto. REI, con sede en Seattle, ha enfrentado una crecente presión de parte de algunos de sus clientes.

Empresas como Dick’s ya habían modificado sus políticas sobre ventas de armas a raíz de la matanza de 2012 en la Escuela Primaria Sandy Hook en Connecticut, pero el tiroteo en Parkland ha abierto una grieta entre una parte de las corporaciones estadounidenses y organizaciones como la Asociación Nacional del Rifle (NRA, por sus siglas en inglés), que defiende el derecho a poseer y portar armas.

MetLife, Hertz y Delta Air Lines y otras de las grandes corporaciones del país ya han roto relaciones con la NRA, y con cierto costo político.

Los legisladores de Georgia aprobaron el jueves un proyecto de ley que sanciona a Delta por cortar lazos con la NRA, en cumplimiento de las promesas de los republicanos de negar exenciones tributarias calculadas en cerca de 38 millones de dólares a las aerolíneas, luego de que Delta suspendió los descuentos a integrantes de la NRA después de la masacre en Parkland. La aerolínea, con sede en Atlanta, habría sido la principal beneficiaria de la exención.

Un analista de la industria dijo luego del anuncio de Dick’s, y de las fuertes palabras de su director ejecutivo respecto a la necesidad de un cambio, que otros minoristas que asignan un pequeño porcentaje de su negocio a la cacería probablemente seguirían sus pasos.

“Es un juego riesgoso, pero uno no puede satisfacer a todos”, dijo Joseph Feldman, un director administrativo de Telsey Advisory Group.