Financiación y muro esperan a un Congreso dividido en EEUU

En la imagen, vista del Capitolio, Washington, el 12 de noviembre de 2018, antes de que el Congreso vuelta a reunirse un día más tarde por primera vez desde las elecciones de mitad de legislatura. (AP Foto/J. Scott Applewhite)

Por LISA MASCARO,  Associated Press

WASHINGTON, D.C. — El Congreso de Estados Unidos reanuda su actividad el martes en medio de un escenario político distinto. Los legisladores recién elegidos llegan a Washington, los partidos eligen a su nuevo liderazgo y los congresistas se alistan para un sprint legislativo antes de que los demócratas asuman el control de la Cámara de Representantes.

En los comicios de mitad de periodo de la semana pasada, los votantes le retiraron el control de la Cámara a los republicanos tras ocho años, creando una nueva dinámica política que supone un desafío para el presidente, Donald Trump, antes incluso de que el 116to Congreso eche a andar en enero.

En su último acto, los republicanos intentarán financiar el muro fronterizo prometido por Trump, lo que podría provocar un cierre parcial del gobierno federal en cuestión de semanas. Los demócratas, envalentonados por el resultado de los comicios, no están por la labor de cooperar para sufragar el muro. En su lugar, presionarán para proteger la investigación del fiscal especial Robert Mueller del secretario de Justicia interino, Matt Whitaker, quien ha criticado la pesquisa sobre la interferencia de Rusia en las presidenciales de 2016.

Las dos partes deben acordar un proyecto de ley de financiación federal para evitar el cierre parcial del gobierno a partir del 7 de diciembre.

“Los demócratas de la Cámara de Representantes son cualquier cosa menos hombres de paja”, escribió el lunes la líder de la formación en la cámara baja, Nancy Pelosi, a sus colegas, añadiendo que “vuelan alto y se enorgullecen” de la mayor barrida demócrata en la Cámara desde la elección del Watergate en 1974. La formación se hizo con al menos 32 escaños, a falta de algunas carreras por determinar.

“Tenemos una gran oportunidad, y por lo tanto una gran responsabilidad, para obtener resultados para el pueblo estadounidense”, añadió Pelosi. Los demócratas “necesitan estar unidos, encontrar un terreno común con los republicanos en nuestros compromisos legislativos y proteger nuestro terreno cuando debamos”.

Con este telón de fondo, docenas de nuevos legisladores de la Cámara y un puñado de senadores debutantes participaron en una sesión de orientación. Se tomaron las fotos oficiales, conocieron a sus compañeros y participaron en la que podría ser la elección más complicada de sus incipientes carreras: elegir a su liderazgo.

Empresas en EEUU añaden 230,000 puestos de empleo

Empresas en EEUU añaden 230,000 puestos de empleo

Foto tomada el 21 de junio del 2018 de una feria de empleos en Sunrise, Florida. (AP Photo/Lynne Sladky, File)

Por CHRISTOPHER RUGABER

WASHINGTON, D.C. (AP) — Las empresas estadounidenses añadieron 230,000 puestos de empleo en septiembre, halló una encuesta privada, indicio de que el robusto crecimiento económico está permitiendo la ampliación de las nóminas.

La empresa de procesamiento de pagos ADP informó el miércoles que el aumento en las plazas es el mayor en siete meses, después de un crecimiento de 168,000 en agosto.

Las contrataciones aumentaron en todos los sectores principales. En el de la construcción, el aumento fue de 34,000, mientras que en el de servicios profesionales –que incluye puestos de ingeniería, la contabilidad y los trabajadores temporales– fue de 70,000. En el de educación y salud, el aumento fue de 44,000.

El informe de ADP surge un día antes de la difusión por parte del gobierno de la cifra de desempleo para septiembre. Los economistas anticipan que ese reporte mostrará la creación de 183,000 puestos nuevos, según la empresa especializada FactSet.

“El mercado laboral sigue siendo impresionante”, declaró Ahu Yildirmaz, vicepresidente del ADP Research Institute.

Mark Zandi, economista en Moody’s Analytics, que ayuda a recabar los datos, dijo que al parecer el huracán Florence no afectó mucho la actividad económica. Ello es porque ADP considera que una persona está empleada aun si esa persona no pudo ir a trabajar por el mal tiempo.

Según los cálculos del gobierno, sin embargo, una persona está empleada solo si recibió paga durante el período en el cual se realizó el sondeo. Zandi estima que la tormenta hará que la cifra emitida el viernes disminuirá en unos 25,000 puestos.

Los consumidores se muestran confiados y las empresas están invirtiendo, con lo que el crecimiento económico para el período abril-junio llega a 4.2%, su mejor desempeño en cuatro años. Los analistas calculan que el crecimiento en el período actual será de 3.5%.

EEUU: Empresas advierten de aumento de precios por aranceles

Empresas advierten de aumento de precios por aranceles

Presidente y director general de Ford Jim Hackett durante un evento en Detroit el 14 de enero de 2018. (AP Foto/Carlos Osorio, Archivo)

Por TOM KRISHER y JOSH BOAK,  Associated Press

DETROIT, Michigan — Desde Ford hasta Walmart, pasando por Procter & Gamble, un creciente número de emblemáticas empresas estadounidenses han advertido que los aranceles impuestos por el gobierno del presidente Donald Trump están aumentando sus costos y los precios de sus productos.

Jim Hackett, director general de Ford, el segundo fabricante de autos más grande de Estados Unidos, dijo el miércoles que los aranceles que impuso el gobierno de Trump a las importaciones de acero y aluminio le costarán a Ford 1,000 millones de dólares hasta el 2019.

Asimismo, Walmart, el minorista más grande de Estados Unidos, ha dicho al gobierno que la última ronda de gravámenes impuestos por Trump –a importaciones chinas por un valor de 200,000 millones de dólares– podría aumentar los precios al cliente. Walmart mencionó específicamente una gama de productos, desde asientos para autos, cunas y mochilas hasta gorras, productos para mascotas y bicicletas.

Procter & Gamble, una inmensa empresa de productos para el consumidor, ha advertido tanto sobre el potencial aumento de precios como sobre la pérdida de trabajos como resultado de los aranceles.

Entre tanto, tomar Coca-Cola cuesta más debido a los aranceles de Trump. Macy’s, también, ha advertido que es probable que sus precios aumenten. Gap ha hecho lo mismo.

El miércoles, el presidente de la Reserva Federal Jerome Powell habló sobre el asunto en una conferencia de prensa después de que la Fed anunció su último aumento a la tasa de interés. Cuando se le preguntó sobre que los aranceles de Trump aumentarán los precios para los consumidores estadounidenses, Powell respondió que los funcionarios de la Fed están escuchando lo que los negocios tienen que decir sobre los próximos aumentos de costos.

“Todavía no lo vemos”, dijo el presidente, refiriéndose a la información que la Fed estudia.

Pero, reconoció Powell, “los aranceles podrían sentar las bases para que compañías suban sus precios en un mundo donde han estado renuentes y no podían subir sus precios”.

En la conferencia de prensa que dio el miércoles en Nueva York, Trump rechazó la idea de que sus aranceles representen una amenaza económica y repitió las afirmaciones que su gobierno ha hecho de que los consumidores apenas se darían cuenta de los nuevos impuestos.

“No ha afectado… a nuestra economía”, dijo el presidente tras reunirse con líderes de otras naciones en la Asamblea General de Naciones Unidas.

Hackett, en una entrevista televisiva difundida el miércoles, reveló que los aranceles a las importaciones y acero impuestos por Trump costarían 1.000 millones a Ford. Agregó que dicha cifra es para el periodo anual desde marzo de este año hasta el mismo mes del 2019.

Ford compra la mayoría de sus metales a productores estadounidenses, que este año han aumentado sus precios como resultado de los aranceles a competidores extranjeros, dijo la empresa.

El jefe de Hackett, el presidente ejecutivo de la junta Bill Ford, dijo el jueves que la compañía se ha reunido con el Representante Comercial de Estados Unidos Robert Lighthizer para darle su opinión sobre las políticas comerciales.

Presidente de la Fed prevé aumento de tasas de interés

PORTADA – El presidente de la Reserva Federal Jerome Powell en una reunión del Congreso en Washington el 17 de julio del 2018. . (AP Photo/Jose Luis Magana, File)

Por MARTIN CRUTSINGER, Associated Press

WASHINGTON, D.C. — El presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, indicó el viernes que prevé nuevos aumentos de la tasa de interés por parte del banco central de Estados Unidos si el crecimiento económico del país conserva su fuerza.

Añadió que la inflación anual se acerca a la meta del 2% fijada por la Fed, pero que no parece probable que lo supere. Esto indica que no prevé la necesidad de acelerar los aumentos de las tasas. Se prevé que la Fed reanudará la elevación de las tasas a fines de septiembre.

Durante la conferencia anual de los jefes de los bancos centrales del mundo en Jackson Hole, Wyoming, Powell dijo que la Fed reconoce que el camino de la inflación, al ser tan incierto, requiere un equilibrio entre el apoyo al crecimiento y las limitaciones.

Powell agregó que el enfoque gradual es la política más prudente para la Fed al tratar de navegar entre los riesgos de elevar las tasas con excesiva rapidez, con lo cual “se acorta innecesariamente el crecimiento” y hacerlo con excesiva lentitud, con lo cual se corre el riesgo de una economía sobrecalentada.

“Mis colegas y yo estudiamos cuidadosamente los datos que nos llegan y elaboramos medidas de política monetaria para apoyar el crecimiento, un mercado laboral fuerte y una inflación cercana al 2%”, dijo.

Powell no mencionó las críticas públicas recientes del presidente Donald Trump, quien se opone a elevar los intereses. Trump dijo que la restricción al crédito podría atentar contra el crecimiento que espera prolongar mediante los recortes impositivos del año pasado, la eliminación de normas regulatorias y una renegociación de los acuerdos comerciales internacionales para favorecer a Estados Unidos.

Muchos consideran que las críticas de Trump constituyen una intromisión en la independencia del banco central de toda influencia política. Dos funcionarios de la Fed dijeron el jueves que las críticas del presidente no afectarán sus decisiones sobre las tasas de interés.

Powell tampoco aludió en su discurso a lo que según muchos expertos constituye la amenaza más grave a la economía: la guerra comercial iniciada por Trump con sus socios más importantes, que al prolongarse podría deprimir el crecimiento económico estadounidense y global.

El presidente de la Fed se concentró en las dificultades que enfrenta la institución para fijar políticas relativas a las tasas de interés, en momentos en que la economía sufre cambios que ponen en duda antiguas certezas acerca del nivel al que puede caer el desempleo sin provocar presiones inflacionarias.

Dijo que también existe incertidumbre en cuanto al nivel “neutro” de inflación: el punto en donde las medidas de la Fed relativas a las tasas no estimulan ni limitan el crecimiento económico.

EEUU: Economía crece 4.1%; cifras sustentables, dice Trump

FOTO DE PORTADA – En esta foto del 18 de enero del 2018, constructores trabajan en un proyecto en Chicago. La economía estadounidense creció en el trimestre abril-junio a una tasa anual de 4,1%., el ritmo más acelerado desde el 2014. (AP Foto/Charles Rex Arbogast/ARCHIVO)

MARTIN CRUTSINGER,  Associated Press

WASHINGTON, D.C. (AP) — La economía estadounidense creció en el trimestre abril-junio a una tasa anual de 4.1%, el ritmo más acelerado desde el 2014 y que fue impulsado por consumidores que aprovechan sus recortes de impuestos para aumentar sus gastos y exportadores que se apresuraron a entregar sus productos antes de aranceles.

El Departamento de Comercio reportó el viernes que el producto interno bruto registró su mejor resultado desde una ganancia de 4.9% en el tercer trimestre del 2014, durante la presidencia de Barack Obama.

En declaraciones desde el jardín sur de la Casa Blanca, el presidente Donald Trump dijo que “Estados Unidos es la envidia económica del mundo”.

Pronosticó que al renegociar los acuerdos comerciales “vamos a superar por mucho estas cifras”.

Trump ha pronosticado que el crecimiento se va a acelerar debido a sus políticas económicas. Pero analistas privados advirtieron que el ritmo de abril-junio es insostenible porque se deriva de factores temporales. Dicen que el resto del año casi seguramente registrará un buen crecimiento, pero más lento, de alrededor de 3%.

El presidente, en cambio, dijo que las cifras son “muy sustentables”. Lo acompañaron en sus declaraciones el vicepresidente Mike Pence y varios miembros del gabinete. Trump está tratando de destacar los logros económicos de cara a las elecciones legislativas de noviembre.

Trump, que ha atacado reiteradamente el rendimiento económico del gobierno de Obama, prometió durante su campaña en el 2016 que aumentaría el crecimiento a 4% o mejor.

La nueva cifra del PIB es casi el doble del crecimiento de 2.2% registrado en el primer trimestre del año.

Los gastos del consumidor, que representan 70% de la actividad económica, se recuperaron a una tasa anual de 4% tras un anémico 0.55 en el primer trimestre. Los consumidores comenzaron a gastarse el ingreso extra generado por los recortes de impuestos en automóviles y otros bienes similares.

Los analistas esperan un sólido gasto de los consumidores en la segunda mitad del año, pero a un paso más lento que el de la primera mitad.

Otro factor que estimuló el segundo trimestre fue la premura de los exportadores de soya y otros productos para llevar sus embarques a otros países antes de los aranceles de respuesta a las políticas comerciales de Trump. Las exportaciones crecieron a una tasa de 9.35 en el trimestre, mientras que las importaciones crecieron apenas 0.5%.

Esa reducción del déficit añadió un punto de porcentaje al crecimiento en el segundo trimestre, pero los economistas temen que unan guerra comercial entre Estados Unidos y China, las dos mayores economías del mundo, va a dañar el crecimiento.

Estudio: Súbita pérdida financiera puede afectar la salud

Por CARLA K. JOHNSON

Sufrir una repentina pérdida financiera en una etapa avanzada de la vida podría afectar la salud de un individuo e incluso causarle la muerte, indica un estudio reciente.

Los estadounidenses que sufrieron un gran golpe económico entre los 40 y 60 años de edad fueron más susceptibles a perder la vida en los años siguientes comparados con los que no tuvieron esa mala experiencia, dice la investigación de la Facultad de Medicina de la Universidad del Noroeste.

El riesgo es igual para todo nivel socioeconómico, es decir no importa cuánto dinero tenía uno originalmente, según el ensayo.

El análisis de casi 9,000 experiencias individuales ratifica el vínculo bien conocido que existe entre el dinero y la salud personal. Ya otros estudios anteriores habían señalado que las personas de más bajos ingresos son más vulnerables a enfermedades crónicas y a una menor expectativa de vida.

“Esto es algo que en realidad afecta a todos”, dijo la principal investigadora del caso, Lindsay Pool. El estrés, las demoras en la atención médica, la drogadicción y los suicidios podrían contribuir, aseguró. “Las autoridades deberían prestarle atención a esto”.

En general, se estima que una pérdida financiera súbita aumenta el riesgo de muerte en un 50%, aunque el estudio no comprobó una relación directa. El análisis fue publicado el martes en la revista académica Journal of the American Medical Association.

Los investigadores analizaron los datos recabados durante dos décadas por el Departamento de Salud y Retiro, que cada dos años examina a un grupo de personas entre los 50 y los 70 años, y registra los fallecimientos.

Aproximadamente una de cada cuatro personas en el mundo sufre una pérdida financiera aguda, es decir superior al 75% de su valor neto en un espacio de dos años. En promedio la cantidad de dinero desaparecida era de 100,000 dólares.

Los casos mencionados podrían ser una baja abrupta en el valor de unas inversiones, o la pérdida de la vivienda por incapacidad de pago. Algunos casos ocurrieron durante la Gran Recesión de entre el 2007 y el 2009. Otros ocurrieron antes o después. Independientemente de lo que ocurría a nivel macroeconómico en Estados Unidos, las pérdidas financieras aumentaban la probabilidad de perder la vida.

Es más probable que una mujer sufra una pérdida financiera que un hombre, pero la probabilidad de morir después de semejante golpe es igual para los dos, determinó el estudio.

La investigación hizo ajustes para compensar por cualquier diferencia en cuanto a estado civil, desempleo o estado de salud. En todos los niveles se evidenció una correlación entre crisis financiera y muerte.

El efecto era más pronunciado si la persona perdió su vivienda, y particularmente si la persona tenía menos activos.

Las conclusiones demuestran que una pérdida financiera desproporcionada es tan peligrosa como un nuevo diagnóstico de enfermedad cardíaca, escribió el doctor Alan Garber de la Universidad de Harvard en un artículo acompañante. Destacó que los médicos deben estar enterados de cómo sus pacientes se ven afectados por dificultades económicas.

La Fed sube tasa de interés referencial en cuarto de punto

Por MARTIN CRUTSINGER

WASHINGTON (AP) — La Reserva Federal aumentó el miércoles su tasa de interés referencial e indicó que bajo la dirección de su nuevo presidente, Jerome Powell, se seguirá manteniendo la estrategia de aumento gradual de tasas de interés.

La Fed subió su tasa clave a corto plazo en un modesto cuarto de punto a entre 1.5% y 1.75%, brecha todavía baja, y dijo que seguirá reduciendo su cartera de bonos. Ambas medidas demuestran confianza en que la economía estadounidense sigue robusta casi nueve años después del fin de la crisis económica mundial. Las medidas significan que eventualmente aumentarán los intereses de los préstamos, tanto a los consumidores como las empresas.

Fue la sexta vez que la Fed sube su tasa desde que comenzó a ajustar el crédito en diciembre del 2015. Está siguiendo el pronóstico emitido en diciembre que pide tres aumentos en el 2018. Pero sí ajustó su pronóstico del 2019 para prever tres en vez de dos aumentos.

En una audiencia ante el Congreso el mes pasado, Powell dijo que su “pronóstico personal” sobre la economía se había reforzado desde diciembre, cuando los encargados de política de la Fed pronosticaron colectivamente tres aumentos de tasas para el 2018, igual que en el 2017.

Ese comentario ayudó a que las acciones bajaran de precio porque insinuaba que la Fed podría acelerar el ritmo gradual que había procurado bajo su predecesora, Janet Yellen. Mayores tasas probablemente desacelerarían la economía y harían a las acciones menos apetecibles.

Sin embargo, cuando declaró ante el Congreso dos días después, Powell moderó su opinión: recalcó que la Fed todavía piensa que tiene espacio para mantener un ritmo moderado de aumentos de tasas, en parte para permitir que suba el salario promedio de estadounidenses, que se ha estancado durante años. Dio la impresión de que él no favorecería aumentos de tasas más rápidamente de lo que hizo Yellen, al menos no por ahora.

Inmigrantes abren más negocios, mueven la economía de EEUU

Por PAUL WISEMAN

WASHINGTON (AP) — Desde el fundador de AT&T Alexander Graham Bell hasta el creador de Google Sergey Brin, los inmigrantes han sido más proclives que los nativos a abrir sus propios negocios en Estados Unidos.

“Los inmigrantes tienen el doble de probabilidades de abrir nuevos negocios”, aseguró Arnobio Morelix, analista de la Fundación Kauffman, que promueve el espíritu emprendedor.

Analistas hacen notar que ese espíritu se hace cada vez más necesario en vista de que la cantidad de empresas creadas por estadounidenses nativos está mermando, de un promedio de 524,000 por año entre el 2002 y el 2006, antes de la recesión, hasta las 414,000 del 2015, según el censo nacional.

Las restricciones a la in migración que promueven el gobierno de Donald Trump y sus aliados republicanos alarman a quienes consideran que los inmigrantes son una fuente vital de generación de empleos.

“Transmite una fuerte señal negativa al resto del mundo: ‘No vengan a Estados Unidos. No los queremos’”, manifestó John Dearie, presidente del Center for American Entrepreneurship, una agrupación no partidista que apoya la inmigración. “Eso es muy perjudicial”.

En un informe del año pasado, la Fundación Kauffman dijo que en el 2016 casi el 30% de las empresas nuevas de Estados Unidos fueron creadas por inmigrantes de primera generación, comparado con el 13% de 1996.

En Pittsburgh, los inmigrantes kenianos Lavender Wachira y May Lebo, quienes se conocieron en la universidad, abrieron un negocio de limpieza hace cinco años con una inversión de menos de 500 dólares. Ahora proyectan la contratación de gente para que se haga cargo del márketing, la contabilidad y otras tareas administrativas.

Desde siempre los inmigrantes han mostrado un espíritu emprendedor más fuerte que los nativos, en parte porque no pueden conseguir trabajo en las áreas que más dominan. A menudo las empresas estadounidenses no saben qué hacer de títulos universitarios de la India o la experiencia laboral de alguien en Lituania. Y tienden a ignorar a los inmigrantes en beneficio de nativos cuyas credenciales comprenden mejor.

Brin, quien es ruso, es uno de los cofundadores de Google. El sudafricano Elon Musk creó Tesla, la fabricante de automóviles eléctricos. Tres inmigrantes –Peter Thiel, alemán; Luke Nosek, polaco, y Max Levchin, ucraniano– fundaron PayPal.

Un estudio del año pasado del Center for American Entrepreneurship señaló que el 43% de las empresas de Fortune 500 fueron fundadas por inmigrantes de primera o segunda generación.

Los recién llegados abren asimismo negocios más humildes. Hoteles indios, tiendas de comestibles coreanas y restaurantes griegos.

“Este país es tan prometedor como en los días de Ellis Island”, afirmó Álvaro Maurice, un inmigrante venezolano que abrió una firma consultora en Dayton, Ohio, en el 2011. Aludía a la isla donde se procesó a todos los recién llegados desde 1892 hasta 1954.

Durante un cuarto de siglo, Amara e Isata Sumah han estado sirviendo arroz jolof, sopa picante y otros platos de África occidental en su restaurante de Washington. La pareja trabaja de 12 a 14 horas diarias en el Sumah’s West African Restaurant & Carry Out. Ahorraron lo suficiente como para comprar una casa y costear los estudios universitarios de dos hijas.

El restaurante se encuentre frente a un departamento de 100 dólares al mes que Amara alquiló cuando llegó a Estados Unidos. Al principio trabajó en restaurantes de hoteles y condujo un taxi.

“Si trabajas duro, puedes mantener a tu familia”, afirma Amara, quien recuerda vívidamente el día preciso (28 de noviembre de 1978) en que llegó a Washington sin un centavo desde Sierra Leone. “Puedes hacer una vida mejor para ti y para tus hijos”.

Trump sanciona ley de presupuesto

Por ANDREW TAYLOR

WASHINGTON (AP) — El presidente Donald Trump sancionó el viernes el acuerdo presupuestario aprobado horas antes por la Cámara de Representantes.

“Acabo de firmar ley”, tuiteó el presidente. “Nuestras Fuerzas Armadas serán más fuertes que nunca. Amamos y necesitamos nuestros militares, les dimos todo — y más. Primera vez que sucede en mucho tiempo. ¡También significa EMPLEOS, EMPLEOS, EMPLEOS!”

La Cámara de Representantes actuó con rapidez en la madrugada para levantar el cierre gubernamental y aprobar un acuerdo presupuestario de 400,000 millones de dólares. El plan superó la oposición de demócratas progresistas, que exigen protección para los dreamers, y de los conservadores del Tea Party que se niegan a respaldar enormes incrementos de gasto en un momento en el que el déficit del país se acerca al billón de dólares.

La votación, que salió adelante por 240 votos a favor y 186 en contra, se produjo a altas horas de la madrugada y supuso el final de un cierre gubernamental que duró apenas cinco horas y media y que no tendrá casi consecuencias. Fue la segunda vez en tres semanas que el ejecutivo quedaba paralizado.

El colapso se produjo esencialmente en el Senado donde, tras un día de inacción, el senador republicano por Kentucky Rand Paul paralizó la votación en protesta por la disposición de su partido a quebrar el presupuesto. Los demócratas también tuvieron divisiones y disputas, especialmente por el descontento de los más progresistas al no vincular la medida sobre el gasto a protecciones para los “dreamers” o inmigrantes que fueron llevados al país de forma ilegal cuando eran niños.

La mayoría de los demócratas se opuso a la media, siguiendo el ejemplo de la líder de la minoría, Nancy Pelosi, diputada por California, que fracasó en su intento de emplear el bloqueo para conseguir una votación independiente sobre inmigración. La incertidumbre rodeó la votación en la Cámara de Representantes hasta última hora.

El presidente de la Cámara, el republicano Paul Ryan, instó al Congreso a evitar un “segundo cierre gubernamental innecesario en cuestión de semanas – totalmente innecesario”.

La situación fue menos tensa en el Senado, donde la propuesta salió adelante con 71 votos a favor frente a 28 en contra. El presidente Donald Trump se comprometió a sancionar el proyecto de ley.

La Casa Blanca se vio obligada a decretar el cierre del gobierno poco después de la medianoche, pero los dirigentes se dieron prisa para solventar la paralización antes de que los empleados federales iniciasen su jornada el viernes, con la esperanza de minimizar las consecuencias. Un cierre gubernamental supone recortar a la mitad la fuerza de trabajo, y los empleados no considerados esenciales no pueden desempeñar sus tareas. Soldados y empleados esenciales seguirán en sus puestos de trabajo.

El resultado de la votación en la Cámara de Representantes asegura que la mayoría de los funcionarios podrán trabajar como de costumbre.

La Casa Blanca se distanció de la disputa en el Capitolio, Trump no se manifestó al respecto en Twitter y sus asesores intentaron no echar la culpa del bloqueo a nadie.

El proyecto de ley incluye el enorme aumento del gasto propuesto por los republicanos para el Pentágono, además del gran incremento para las agencias domésticas que pedían los demócratas. Ambos partidos presionaron para lograr 89,000 millones de dólares para hacer frente a desastres, para aumentar una serie de provisiones sanitarias y ampliar las exenciones fiscales a los contribuyentes más pequeños.

El pacto también aumentará el límite de endeudamiento del gobierno, lo que evitará que Estados Unidos incumpla por primera vez en la historia sus obligaciones, que vencen en unas semanas.

A medianoche, el director de la Oficina de Administración y Presupuesto, Mick Mulvaney, emitió de inmediato una orden para paralizar las operaciones no esenciales del gobierno.

Macy’s anuncia miles de despidos y el cierre de tiendas

NUEVA YORK (EFE) – La cadena de grandes almacenes Macy’s anunció detalles de su plan de reestructuración que incluyen el despido de unos 5,000 trabajadores y el cierre de once tiendas en Estados Unidos.

El cierre de las tiendas forma parte de un plan de reducción de costes que anunció en agosto de 2016 y afectará en esta ocasión a cuatro locales en California, dos en Florida, y otros cinco en los estados de Indiana, Michigan, Ohio, Vermont y Idaho.

Con estas once tiendas clausuradas, ya son 81 las afectadas por los recortes, a las que en los próximos meses se sumarán otras 19 a medida que vayan venciéndose sus respectivos contratos de alquiler, según indicó Macy’s en un comunicado.

La empresa con sede en Cincinnati anunció también nuevos recortes de personal como parte de su proceso de reorganización, que afectarán a unos 5,000 trabajadores, según confirmó su portavoz, Blair Rosenberg.

“La compañía está tomando estas medidas dolorosas con la intención de seguir mejorando nuestra eficiencia organizativa y distribuyendo los recursos para apoyar nuestra estrategia de crecimiento”, añadió.

Macy’s, que atraviesa desde hace tiempo una difícil situación económica por la dura competencia del comercio electrónico, calcula que estos recortes se traducirán en un ahorro anual de unos 300 millones de dólares.

Por otro lado, la cadena de grandes almacenes anunció que sus ventas durante la pasada temporada navideña, entre noviembre y diciembre, crecieron un 1.1% con respecto a las mismas fechas del año anterior.

Finalmente, Macy’s indicó que prevé anunciar sus resultados financieros anuales el próximo 27 de febrero y según sus últimos pronósticos concluirá el ejercicio 2017 con un retroceso de sus ventas de entre el 2.4 % y el 2.7 %.

Después de dar a conocer los últimos cambios, las acciones de Macy’s caían hoy con fuerza un 5.13 % en la Bolsa de Nueva York (NYSE), donde sus títulos se han desplomado más de un 32 % en los últimos doce meses.