Genoa Park se llena de color y sabor latino

PORTADA – Trajes típicos de México y Colombia engalanaron el festival. (Cortesía/Lina Valencia)

Por PATRICIA RUIZ, La Jornada Latina

patriciaohio54@gmail.com

COLUMBUS,  Ohio — Ni la repentina lluvia logró opacar la alegría del Festival Latino de Columbus, Ohio 2018, celebrado durante el fin de semana del 11 y 12 de agosto en el corazón de la ciudad.

Modelos del Fashion Show organizado por Coco Tribe. (LJL/Patricia Ruiz)

En medio del fuerte calor que es normal en esta época del año, miles de personas en Genoa Park se congregaron para disfrutar de la fiesta popular que agrupa más público en el estado de Ohio.

La música, danza, exhibición de moda, artesanías, arte, actividades para niños e información de todo tipo de recursos podían encontrarse al recorrer el Genoa Park situado atrás de COSI.

DJ Cale hizo disfrutar a los asistentes con variedad de música, salsa, merengue, bachata, pop Latino, reguetón, y música americana desde el escenario localizado en la ribera del rio Sciotto.

En la Plaza de la Danza enseñaban como bailar salsa y ritmos latinos.

El grupo folclórico El Corazón de México, desde Toledo, trajo danzas tradicionales mexicanas.

Los niños de la Columbus Bilingual Academy North presentaron bailes latinos.

Coco Tribe presentó el Fashion Show con 25 modelos, algunas con trajes típicos de Latinoamérica, y otras luciendo hermosas mochilas, elaboradas por la tribu Wayuu de la Guajira Colombia; bolsos y aretes  hechos en Palma de Iraca, por los artesanos de Usiacuri y los collares de la tribu Embera Chami, todas de Colombia.

El desfile de modas organizado por Coco Tribe fue una muestra de la diversidad y autenticidad de la cultura indígena de la Guajira colombiana con un toque latino moderno.

La mayoría de los comentarios fueron favorables para las presentaciones artísticas. Sin embargo, algunos asistentes manifestaron su descontento y  recomendaciones.

– “Se necesita más espacio, para transitar y caminar hay que recordar que vienen familias enteras con niños y personas con sillas de ruedas”.

-“Están vendiendo la comida demasiado cara”.

-“Deben dar otro manejo a la venta de gaseosa y cerveza, porque hay que caminar mucho para comprar los tiquetes, y luego otra gran cola para las cervezas”.

-“El espacio para los niños era muy reducido; no tenían sitio para las actividades artísticas y manuales”.

-“Estos son puntos que los organizadores deben tener en cuenta, para el próximo año, pues en lugar de ampliar parece que lo van reduciendo”.