Alejandra Guzmán: “Me siento muy orgullosa de ser latina”

LOS ÁNGELES, California (EFE) – La cantante mexicana Alejandra Guzmán aseguró hoy estar segura de que los éxitos que interpreta “nunca van a desaparecer”, luego de 69 presentaciones junto a su compatriota Gloria Trevi en la gira mundial “Versus”, que concluye pronto en Los Ángeles, California.

Los fanáticos de Alejandra Guzmán y Gloria Trevi podrán asistir a una gran final del “duelo de estrellas” en el Hollywood Bowl, el sábado 14 de abril del 2018, cuando la gira que protagonizan llegue a su presentación final.

Se trata de la batalla entre las dos grandes divas mexicanas del rock que han estado compitiendo en los escenarios durante cerca de un año en el “tour” mundial organizado por Universal Music Latin Entertainment.

“Como somos dos personalidades y somos distintas, cada público se quiere ganar al otro público”, dijo Guzmán hoy en entrevista con Efe al referirse al evento que “enfrenta” a las dos artistas, que también comenzó en Los Ángeles el 3 de junio de 2017.

“Y le echo todas las ganas porque es bueno tener al frente alguien que te motiva para hacer más”, aseguró al referirse a Trevi. La gira llega a su final esta semana con las tres últimas presentaciones, el jueves en Sacramento (Golden 1 Center), el viernes en San Diego (Viejas Arena) y el sábado con el cierre espectacular en Los Ángeles.

Próximas al punto final (además de Estados Unidos la gira ha pasado por México, Ecuador, Puerto Rico y Canadá), las artistas han realizado 69 presentaciones conjuntas.

“En total hemos hecho 69 shows y me siento muy orgullosa de ser latina y de poder portar la música y darme cuenta de que esos éxitos nunca van a desaparecer”, resaltó la cantante, hija de Silvia Pinal y Enrique Guzmán.

Al señalar la importancia de culminar este espectáculo en esta etapa de su carrera, “La Guzmán”, que ha vendido más de 20 millones de álbumes en toda su carrera, destacó lo que la música ha significado en su vida.

“Para mí ya casi son 30 años de rocanrol, de música y de experiencias. Si no tuviera la música, no hubiera sobrevivido a todas las crisis que me han sucedido en la vida”.

Incansable en sus metas, el 25 abril asistirá en Roma a una audiencia con el papa Francisco por su nombramiento como Embajadora de la Paz en el mundo por la fundación argentina Red Voz por la Paz, entidad que ha sido inspirada en el sumo pontífice.

Con ello, la artista, utilizando la canción “Así”, escrita por la Premio Nobel de La Paz 2011 Leymah Roberta Gbowe, dedicará parte de sus recursos y su voz a promover la paz.

También Guzmán anunció “proyectos de música pero quiero que sea una gran sorpresa”.

“Se están alineando todas las estrellas para hacer algo muy especial y hay cosas de las que quiero hablar y escribir porque me siento inspirada y motivada”.

En una invitación final a su público, Guzmán lo animó a que vaya “a rocanrolear, a divertirse” en la etapa final de esta gira “inolvidable donde el canto te sale del alma”.

Gloria Trevi: “Si siete veces me caigo 10 me levanto”

CIUDAD DE MEXICO (AP) — Antes de ser una supuesta rival, Gloria Trevi fue una fan de Alejandra Guzmán, hoy su compañera en una gira internacional.

“Imagínate si me dices a mí que la vida da muchísimas vueltas”, dijo Trevi en una entrevista telefónica con The Associated Press desde Atenas, donde se encontraba de vacaciones entre conciertos de la gira.

La admiraba desde antes de alcanzar la fama, especialmente por “La plaga”, que Guzmán lanzó a finales de la década de 1980.

“Entraba dentro del tipo de música y de artista que me gusta, con muchísima energía”, dijo Trevi. “Y hasta me tocó todavía cantar en alguna fiesta de 15 años ‘La plaga’, imagínate, cuando estaba yo tocando puertas”.

Las cosas cambiaron pocos años después. Trevi cosechó sus propios éxitos, como “Doctor psiquiatra” y “Pelo suelto”, y los seguidores de una y de la otra comenzaron a crear una rivalidad.

“Se venían los trancazos entre los fans, había muchas comparaciones también de parte de las revistas que decían ‘¿Quién es la reina? ¿Quién tiene las mejores piernas?’. Nos tenían compitiendo y nosotras no nos habíamos ni realmente tratado”.

Sin embargo, una vez comenzado el supuesto pleito Trevi se lo tomó con seriedad.

“Si yo sabía que (Guzmán) iba a estar en una entrega de premios había que sacar todo el arsenal, había que sacar la mejor energía y todo porque uno sabe que va a haber comparación”, reconoció.

Al final la competencia fue positiva y, como dicen en su canción “Rivales” del álbum “Versus” recién lanzado en junio: “Para qué ser rivales, si casi somos iguales. Hoy celebremos las diferencias, que nadie nos pare”.

Ambas tienen un carácter fuerte y múltiples anécdotas alimentadas por él, pero con el paso del tiempo, cuando ambas tienen 49 años, da la impresión de que se han vuelto más prudentes, que se han calmado quizás.

“Más que calmarnos, creo que con el paso del tiempo y la experiencia nos hemos vuelto más poderosas, sabemos más claramente lo que queremos y lo que no queremos”, dijo Trevi. “Hay un gran respeto de una a la otra en la cuestión artística y también como seres humanos, porque hemos pasado por situaciones bien cabr… (difíciles) en donde hemos tenido que levantarnos”.

Guzmán padeció cáncer de mama y tuvo graves problemas de salud por una cirugía estética de cadera mal realizada que la llevó a decenas de operaciones más. Trevi pasó tres años en una prisión en Brasil y dos más en México acusada de rapto, violación y corrupción de menores, cargos de los que finalmente fue absuelta.

“Si siete veces me caigo 10 me levanto, no me quedo ahí llorando”, dijo Trevi.

La gira comenzó en junio en Estados Unidos e incluyó tres fechas con entradas agotadas en la Arena Ciudad de México. Ahora tienen, entre otras, presentaciones previstas en el Madison Square Garden de Nueva York, el 11 de agosto, así como en Las Vegas y Miami, para después ir a Perú y Ecuador y volver en noviembre para una fecha más en la Arena Ciudad de México.

“Estamos dando un mensaje en el momento exacto. En el momento en el que quieren hacer muros para dividir, nosotros estamos hablando de derribarlos, derribar los muros que nos ponemos a veces inclusive imaginarios, entre las razas, los colores, las preferencias sexuales, las religiones, esos muros que llevan a las guerras”, dijo Trevi.

“Versus” lo realizaron mientras planificaban su gira. Primero grabaron “Más buena” y “Cuando un hombre te enamora”. Luego Guzmán tuvo que someterse a otra cirugía reconstructiva de la cadera, pero mientras se reponía siguieron componiendo temas para el álbum como “Esta sí va para ti” y “Rivales”, y haciendo nuevas versiones de sus clásicos “Eternamente bella”, de Guzmán, y “La papa sin catsup” de Trevi.

“Gracias a Dios yo siempre les he dicho, yo no vivo de mis glorias pasadas”, dijo Trevi sobre el proceso creativo que desató en ellas el álbum. “¡Y espérate que viene el DVD del concierto en vivo grabado en la Arena Ciudad de México y lo van a amar!”. El DVD, grabado con 25 cámaras, está actualmente en proceso de edición.

Una vez que termine este proyecto con conjunto, ambas planean retomar sus carreras como solistas. Trevi también tiene pendiente un juicio en Texas contra la periodista mexicana Paty Chapoy y la cadena TV Azteca, a las que acusa de difamación por vincularla con una red de abuso de menores y narcotráfico. Busca una compensación de 180 millones de dólares en su demanda.

“Espero tener la oportunidad de poder demostrar públicamente lo que sucedió”, dijo la cantante. “Sí hay medios de información que en manos negativas, e imprudentes, pueden manipular y tergiversar muchas cosas, y no nada más hablando de mí sino hablando de cuestiones políticas”.

“Ojalá que este juicio se pueda hacer aparte de público con cámaras, para que puedan ir los medios de comunicación”, añadió.

Gloria Trevi dice que Alejandra Guzmán y ella son “poderosísimas”

MIAMI, Florida (EFE) – Por separado las cantantes mexicanas Gloria Trevi y Alejandra Guzmán son “muy fuertes”, pero juntas, como en el recién lanzado disco conjunto “Versus”, que llegó la semana pasada al primer puesto de la lista Top Latin Albums de Billboard, son “poderosísimas”, asegura la primera en una entrevista para Pablo Ramón Ochoa con Efe.

“Por separado hemos sido muy fuertes, pero unidas estamos demostrando que somos poderosísimas”, dijo Trevi.

Aunque “Versus” cayó esta semana al puesto 34 de la lista, el haber sido el número uno durante una semana ha marcado un hito.

Las otrora rivales son el primer dúo femenino en la historia de la lista de álbumes latinos de Billboard en llegar a la cima, algo que para Trevi, que en solitario ya había ocupado esa posición en cuatro ocasiones, “abre camino” a otras artistas femeninas.

Trevi y Guzmán, las dos de 49 años, fueron rivales durante mucho tiempo en el pasado, pero sorprendieron a todos al unirse primero para una gira, que comenzó en junio en Los Ángeles, y luego en este disco que salió al mercado a finales de ese mismo mes.

La intérprete de éxitos como “Pelo suelto” o “Vestida de azúcar” declaró que grabar un álbum juntas ha sido “padrísimo”, porque además las voces de ella y Guzmán se complementan.

“(Nuestras voces) son similares porque tenemos una energía y un ronquito ahí que suena parecido, pero por otro lado cada una tiene su estilo súper definido y eso es súper bonito, por eso nos llegan las mismas canciones”, afirmó.

Al fin y al cabo, como dicen en uno de los temas, “Rivales”, “para qué ser rivales si casi” son “iguales”.

En el elepé hay cuatro canciones originales y cuatro clásicos: una canción de cada una cantada por la otra y dos versiones.

Una de ellas es una adaptación al español de “Satisfaction”, “Satisfecha”, con la que las intérpretes se atrevieron porque a las dos les “encantan” los Rolling Stones.

“Amo esa canción, ella la canta más rockera y yo más sexual”, dijo Trevi.

Cada una grabó una versión de la canción sin ponerse de acuerdo antes de hacer la toma definitiva, según contó Trevi.

Pero “Satisfecha” va más allá de ser una versión de los Stones. El dúo formado por Trevi, nacida en Monterrey, pero criada en el estado de Tamaulipas, y Guzmán, de Ciudad de México, le dio un sentido de reivindicación feminista.

“Hablamos de la liberación de las mujeres, que sí quieres más no tienes por qué quedarte callada”, manifestó.

El feminismo también está presente en la letra del primer sencillo de “Versus”, “Cuando un hombre te enamora”, un tema para la pista de baile en el que ambas se citan con el mismo hombre sin saberlo y cuando lo descubren, lo abandonan y prometen que ninguna le perdonará.

Los nombres de Gloria Trevi y Alejandra Guzmán unidos en un cartel ya han llenado recintos, entre ellos tres veces el Arena Ciudad de México, con más 50,000 boletos vendidos.

Además de los once conciertos que ya han dado con “no hay billetes” en Estados Unidos, de vuelta a su país, en Monterrey, también han agotado ya las entradas para su concierto previsto y tuvieron que añadir dos fechas más.

Trevi aseguró que, bajo los focos, lo más “difícil” para ella es “respetar el espacio” de Guzmán cuando ella canta, porque estaba acostumbrada al protagonismo total en su carrera.

“Estaba muy acostumbrada a que mi escenario era mi escenario”, dijo la estrella del pop mexicano, que al mismo tiempo aseveró que junto a Guzmán aprendió que ese “respeto” que existe entre ellas es una pequeña “metáfora” de lo que “debe suceder en el mundo en una época en la que hablan de construir muros”.

El “Versus World Tour” se reanudará el 12 de agosto en el Madison Square Garden de Nueva York, después de unas vacaciones que Trevi ha aprovechado para viajar a Grecia, donde se encuentra, y donde comprueba cada día el poder de la música latina en el mundo con el éxito de “Despacito”, de Luis Fonsi.

Para ella, eso simboliza que aunque en algunas partes no quieran “abrir las puertas fácilmente” a los latinos, “hay una buena parte de la humanidad que sí lo hace”. 

Trevi y Guzmán se apoderan del público

CIUDAD DE MEXICO — Gloria Trevi y Alejandra Guzmán echaron abajo toda división al demostrar sobre el escenario que a este par de divas las une el amor y el dolor.

La explosiva dupla llegó el jueves a la Arena Ciudad de México para la primera de tres presentaciones en la capital mexicana como parte de su gira internacional “Versus World Tour”, una serie de shows que las llevará por 34 ciudades de Estados Unidos y México.

“¡Esta noche nos vamos a despedazar!”, lanzó con un tono retador Alejandra Guzmán a las 20,000 personas reunidas en el recinto, ubicado al norte de la capital mexicana, donde deleitaron a sus seguidores con los temas que las han convertido en referentes de la música latina desde finales de la década de 1980.

Trevi y Guzmán agotaron 60,000 boletos para sus tres noches de shows, lo que las convirtió en las primeras mujeres en alcanzar esa cifra de entradas vendidas en la Arena Ciudad de México.

La gira, que inició el 5 de junio en el STAPLES Center de Los Angeles, promueve “Versus”, el disco en el que ambas sumaron sus voces y que verá la luz el próximo 30 de junio editado por Universal Music.

“Empezamos la gira allá en los Estados Unidos porque los hermanos nos necesitaban allá. ¡Pero quiero que se sienta un grito de amor, de energía y fuerza, que sea capaz de romper todos los muros!”, expresó emotiva Trevi para referirse al polémico muro que el presidente estadounidense Donald Trump quiere construir en la frontera con México.

La energía y la belleza se impusieron desde que arribaron al escenario a través de una plataforma para interpretar la canción “Más buena”, el segundo sencillo que se desprende de su nueva producción discográfica y cuyo video ya supera los ocho millones de reproducciones en YouTube.

En aproximadamente tres horas de espectáculo encantaron al público con su reñido duelo de talentos, cantando juntas y por separado. Trevi sacó el lado más sentimental, pero no por ello menos poderoso, con canciones como “Tu ángel de la guarda” y “Soledad”, mientras que Guzmán hizo estremecer al público con temas como “Rosas rojas” y “Hacer el amor con otro”.

Las cantautoras, ambas de 49 años, también recordaron sus primeros pasos en la música cuando la norteña Trevi usaba medias rotas y una larga melena alborotada al ritmo de “La papa sin cátsup” y “Zapatos viejos”, mientras que la hija de la actriz Silvia Pinal robaba las miradas con minifaldas con volantes y chamarras de piel con “¡Hey güera!” como música de fondo.

Uno de los momentos más emotivos de la velada llegó con “La Plaga”, una canción clásica del rock en español interpretada por los Teen Tops, la banda del padre de Guzmán, Enrique Guzmán, que la cantante interpretaba al inicio de su carrera.

“Yo le dije a mi papá: ‘yo ya no puedo más’, y él me puso en público. Un día yo le regresé ese favor, y él sabe lo que los aplausos pueden hacer, porque me hacen feliz a mí. ¡Gracias por 28 años de rock and roll!”, dijo Guzmán, al tiempo que se acercó a la primera fila donde se encontraba su padre para abrazarlo y besarlo en los labios.