Dueño de burdel fallecido gana elecciones en Nevada

Dueño de burdel fallecido gana elecciones en Nevada

WASHINGTON, D.C. (EFE) – El republicano Dennis Hof, dueño de siete burdeles y fallecido el mes pasado, se alzó este martes de manera póstuma con la victoria en las elecciones de la asamblea estatal del distrito 36 de Nevada, informaron hoy fuentes oficiales.

Hof obtuvo el 63.12% de los votos frente a la candidata demócrata Lesia Romanov, quien apenas cosechó el 36.88% de los sufragios que dan acceso a los dos años de mandato del cargo, según datos de la Secretaría de Estado de Nevada.

El controvertido empresario, cuya trayectoria fue inmortalizada en la serie de HBO “Catwalk”, falleció el 16 de octubre después de celebrar durante todo un fin de semana su 72 cumpleaños en uno de sus ranchos.

Su cuerpo fue hallado por el popular actor de cine porno Ron Jeremy y por una mujer que trabajaba en uno de los burdeles de Hof.

Las autoridades descartaron que el empresario hubiera sido asesinado, aunque por el momento no han trascendido las causas de su muerte.

No era la primera vez que Hof se presentaba a unos comicios, ya que en 2016 cosechó una derrota al hacerlo como candidato del partido Libertario, pero en esta ocasión, con el respaldo republicano, se proclamó vencedor en un distrito principalmente desértico del sur de Nevada y cuya población es eminentemente rural.

Nacido en Arizona el 14 de octubre de 1946, Hof gustaba de referirse a sí mismo como “proxeneta” y en los últimos tiempos se había convertido en un ferviente admirador del presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

De cara a su campaña electoral, Hof incluso llegó a acuñar el eslogan “el Trump de Pahrump”, en referencia a una pequeña localidad de Nevada en la que vivió durante un tiempo.

Debido a la normas electorales estatales, el nombre de Hof se mantuvo en la papeleta pese a su defunción y ahora será el gobierno del condado el que designe a su reemplazo.

Hotel de la masacre de Las Vegas demanda a víctimas y niega responsabilidad

ARCHIVO – Varias cortinas salen de unas ventanas rotas en el hotel y casino Mandalay Bay en Las Vegas, el lunes 2 de octubre de 2017. Las autoridades dijeron que el atacante Stephen Craig Paddock rompió las ventanas y comenzó abrir fuego, donde mató a decenas de personas e hirió a centenas. (AP Foto/John Locher)

WASHINGTON, D.C. (EFE) – La compañía propietaria del hotel de la masacre ocurrida en Las Vegas el pasado mes de octubre interpuso una demanda contra más de mil víctimas del suceso para rechazar su responsabilidad en materia de seguridad, informó hoy el equipo legal de parte de los afectados.

MGM Resorts International ha registrado denuncias federales contra más de mil personas que fueron víctimas de los hechos, en los que 58 fueron asesinadas y centenares resultaron heridas después de que el autor del ataque, Stephen Paddock, abriera fuego en mitad de un concierto, aseguró en su web el abogado Robert Eglet.

La empresa argumenta que tomó las medidas de seguridad requeridas y que, por tanto, no puede ser tomada como responsable de cualquier muerte, lesión u otros daños causados por la masacre, razón por la que reclamó que cualquier petición en este sentido sea rechazada.

Según la cadena de hoteles, el espacio cumplía con los estándares establecidos por el Departamento de Seguridad Nacional para que estuviera protegido ante reclamaciones de responsabilidad en esta materia con base a una norma de 2002.

Eglet, abogado de un gran número de las víctimas, criticó la decisión de la empresa de interponer la demanda en un tribunal federal, al considerar que debería haberse registrado a nivel estatal en Nevada.

“Nunca he visto algo más indignante que demandar a las víctimas en un esfuerzo para encontrar un juez que les guste”, comentó el letrado sobre la decisión de la compañía, en declaraciones recogidas por medios de comunicación estadounidenses.

El 11 de octubre, diez días después de los hechos, una superviviente, Paige Gasper, de 21 años, interpuso la primera denuncia contra la compañía motriz del hotel Mandalay Bay, donde tuvo lugar el ataque.a

Trump en Las Vegas: “Somos una nación en duelo”

Por CATHERINE LUCEY y JILL COLVIN (Associated Press)

LAS VEGAS, Nevada — Solemne ante la tragedia, el presidente Donald Trump visitó el miércoles camas de hospitales y una importante base policiaca en Las Vegas, ofreciendo plegarias y condolencias a las víctimas de la masacre del domingo, además de agradecer a nombre del país a las autoridades y doctores que atendieron la emergencia y se apresuraron a salvar vidas.

“Estados Unidos en verdad es una nación en duelo”, declaró el presidente días después de que un hombre armado disparó desde el piso 32 de un hotel y casino contra la multitud reunida para un concierto de música country al aire libre. Durante el tiroteo, 58 personas murieron y 527 resultaron heridas, muchas de ellas por armas de fuego, mientras que otras se lastimaron en su caótico intento de escapar.

En Las Vegas, Trump habló de las familias que “esta noche irán a la cama en un mundo que repentinamente está vacío”.

“Nuestras almas están afligidas con el dolor por cada estadounidense que perdió a un esposo o esposa, a una madre o un padre, un hijo o hija”, les dijo. “Sabemos que su pena parece interminable. Estamos juntos para ayudarlos a cargar con su dolor”.

Fue un discurso sombrío por parte de un mandatario provocador que se enorgullece en imponer la fuerza pero que, por momentos, batalla para proyectar empatía en situaciones trágicas.

Sus solemnes palabras en Las Vegas contrastaron con su viaje del día previo a Puerto Rico, que sufre los estragos de dos huracanes y en donde habló del “costoso” trabajo de recuperación en la isla y resaltó la relativamente baja cifra de muertos en comparación con una “verdadera catástrofe, como Katrina” en 2005.

El miércoles, Trump realizó un recorrido por Las Vegas, en donde se encontró cara a cara con víctimas y personal de emergencias.

En un discurso preparado, habló del valor que demostraron aquellos que arriesgaron sus vidas o la perdieron salvando a seres queridos y desconocidos por igual. Describió el recuento de un testigo de agentes de policía entre las balas intentando guiar a los asistentes al concierto hacia una zona segura.

También habló de un ex militar que se apresuró al lugar en busca de sus seres queridos pero que rápidamente se dispuso a ayudar a las víctimas, utilizando las barricadas de plástico como camillas para los lesionados y buscando desesperadamente cualquier cosa que sirviera para entablillar.

“El ejemplo de aquellos cuyo acto final fue sacrificarse por aquellos a los que aman debería inspirarnos a todos a mostrar más amor día a día por las personas que están en nuestras vidas”.

Novia del atacante de Las Vegas dice que desconocía el plan

Por KEN RITTER, MICHAEL BALSAMO y BRIAN MELLEY (Associated Press)

LAS VEGAS, Nevada — La novia del atacante de Las Vegas dijo el miércoles que ella no tenía ni idea de la masacre que él estaba fraguando cuando la envió a un viaje al extranjero para que viera a su familia.

Marilou Danley hizo la declaración tras regresar de su natal Filipinas y ser interrogada gran parte del día por agentes del FBI, los cuales aún intentan dilucidar qué impulsó a Stephen Paddock a matar a tiros a 58 personas en un festival de música country desde su suite en el piso 32 de un hotel.

“Nunca me dijo nada ni hizo nada hasta donde yo sé que de alguna manera me pareciera una advertencia de que iba a ocurrir algo horrible como esto”, afirmó Danley en un comunicado leído por su abogado frente a la sede del FBI en Los Ángeles.

Danley, que estuvo fuera del país más de dos semanas, dijo que en un principio se sintió complacida cuando Paddock le hizo una transferencia de dinero a las Filipinas para que le comprara una casa a su familia. Pero posteriormente temió que fuera una estrategia para romper su relación.

“Nunca se me ocurrió para nada que él estaba planeando actos de violencia contra alguien”, señaló.

Danley, de 62 años, a la que los investigadores consideran una “persona de interés” en el caso, dijo que amaba a Paddock, que era un “hombre tranquilo, amable y atento” y que esperaba que tuvieran un futuro juntos. Dijo que se sintió devastada por la masacre y que cooperará con las autoridades mientras tratan de entender qué tenía Paddock en la mente.

Los investigadores están ocupados reconstruyendo su vida, su comportamiento y a la gente que conoció en las semanas previas al tiroteo masivo más letal en la historia moderna de Estados Unidos, dijo Andrew McCabe, subdirector del FBI. Eso incluye examinar su computadora y su teléfono celular.

Pero hasta el miércoles los detectives aún no podían determinar un móvil del ataque del domingo por la noche que dejó más de 500 lesionados y concluyó cuando Paddock se suicidó en su habitación del hotel casino Mandalay Bay.

“Este individuo y este ataque no dejaron el tipo pistas a la mano que uno encuentra en algunos ataques masivos”, afirmó McCabe.

El apostador e inversionista de bienes raíces, de 64 años de edad, solicitó específicamente una habitación en los pisos más altos que tuviera vista al festival de música, según una persona que ha visto los registros del hotel entregados a los investigadores.

Paddock no pudo ingresar a la habitación sino hasta el sábado, dijo la persona, que carece de autorización para hablar públicamente y que reveló la información a The Associated Press a condición de guardar el anonimato.

El cuarto, el cual cuesta 590 dólares la noche, le fue facilitado sin costo a Paddock porque era un buen cliente que apostaba decenas de miles de dólares cada vez que visitaba el casino, señaló la persona.

Ese fue sólo otro indicio de cómo planeó el ataque meticulosamente. Las autoridades han dicho que trajo 23 armas en 10 maletas y colocó cámaras dentro y fuera de la habitación para vigilar si la policía se acercaba.

Pero los investigadores tenían pocos elementos para determinar qué fue lo que lo motivó a actuar como lo hizo.

Aunque era apasionado de apostar mucho en los casinos de Nevada, el juego que solía elegir era el póker en video, uno relativamente solitario en el que ninguna persona reparte las cartas y no hay otros seres humanos contra quiénes jugar. Y aunque sus vecinos lo describieron como amistoso, no tenía una relación cercana con ellos.

“Era un tipo privado. Es por eso que no pueden encontrar nada acerca de él”, dijo su hermano Eric Paddock desde su casa en Florida. En cuanto a qué desató la masacre, el hermano dijo: “Ocurrió algo que lo impulsó al foso del infierno”.

Autoridades interrogan a la novia del atacante de Las Vegas

Por MICHAEL BALSAMO y KEN RITTER (Associated Press)

LAS VEGAS, Nevada — La novia del pistolero de Las Vegas, de regreso en Estados Unidos después de un viaje de varias semanas al extranjero, estará en el centro de la investigación por la muerte de 59 personas, mientras las autoridades intentan determinar por qué un hombre sin antecedentes conocidos de violencia abrió fuego contra la multitud que asistía a un concierto desde la planta 32 de un hotel.

Fotografía sin fecha facilitada por la Policía Metropolitana de Las Vegas en la que aparece Marilou Danley, de 62 años, novia de Stephen Paddock (Policía Metropolitana de Las Vegas vía AP, Archivo)

Marilou Danley, de 62 años y quien estaba en Filipinas cuando ocurrió la masacre, fue recibida por agentes del FBI a su llegada al aeropuerto de Los Ángeles el martes en la noche, según un funcionario policial que habló con The Associated Press bajo condición de anonimato porque no estaba autorizado a hablar del caso públicamente.

“Esperamos obtener alguna información de ella pronto”, afirmó el jefe de la policía de Las Vegas, Joseph Lombardo, quien calificó a Danley de “persona de interés” en el ataque.

Apuntó que él está “absolutamente” convencido de que las autoridades encontrarán qué fue lo que motivó a Stephen Paddock, un contador retirado de 64 años al que le gustaba apostar grandes cantidades de dinero y que se suicidó antes de que la policía llegara a la habituación desde la que perpetró la matanza.

Una “persona de interés” en un caso no es un sospechoso formal sino alguien que puede tener información valiosa para la policía durante la investigación de un delito.

Danley llegó a Filipinas el 15 de septiembre, según los documentos de inmigración del país asiático. Se marchó el 22 de septiembre y regresó tres días más tarde en un vuelo procedente de Hong Kong. Viajaba con pasaporte australiano.

En esta imagen de archivo, tomada el 1 de octubre de 2017, médicos atienden a los heridos en la masacre de Las Vegas, que causó 59 fallecidos y centenares de heridos. (Chase Stevens/Las Vegas Review-Journal via AP, archivo)

Según un funcionario filipino, Paddock viajó por lo menos dos veces a Filipinas, donde nació su novia. El funcionario no estaba autorizado a hablar públicamente de los viajes del atacante y habló con la condición de mantener el anonimato.

Dijo que Paddock visitó Filipinas en 2013 y 2014, alrededor de su cumpleaños, y que permaneció entre cinco y seis días en ambas ocasiones. Según el funcionario, no había detalles inmediatos sobre esos viajes.

Paddock transfirió 100,000 dólares a una cuenta en Filipinas días antes del tiroteo, dijo un funcionario estadounidense informado por las fuerzas de seguridad pero que no estaba autorizado a realizar comentarios sobre el caso y que habló con la AP bajo anonimato.

Los investigadores siguen intentando rastrear ese dinero y revisan también al menos una decena de reportes financieros de las últimas semanas, que apuntan a que Paddock apostó más de 10.000 dólares al día, agregó.

Sobre los motivos de Paddock, Jim Clemente, un criminólogo del FBI retirado, especuló con que fue “algún tipo de suceso importante en su vida: una gran pérdida, una ruptura o tal vez se enteró de que padecía una enfermedad incurable”.

Podría ser necesario realizar una “autopsia psicológica” para intentar establecer sus motivos, dijo Clemente. Si el suicidio no destrozó el cerebro de Paddock, los expertos podrían encontrar un desorden neurológico o una malformación, añadió.

La matanza podría haber tenido además un componente genético: el padre de Paddock era un ladrón de bancos que entró en la lista de criminales más buscados del FBI en la década de 1960 y recibió un diagnóstico de psicopatía.

“Normalmente, la genética carga el arma, la personalidad y la psicología son las que apuntan y las experiencias son las que aprietan el gatillo”, comentó Clemente.

Paddock no tenía antecedentes penales y los registros públicos no mostraron signos de problemas financieros.

Se prevé que el presidente Donald Trump visite Las Vegas el miércoles para reunirse con autoridades, equipos de emergencias y algunos de los 527 heridos en el ataque.

Al menos 45 pacientes ingresados en dos hospitales seguían en estado crítico.

El tiroteo masivo en Las Vegas desborda a los hospitales

Por AMANDA LEE MYERS (Associated Press)

LAS VEGAS, Nevada — Las víctimas no dejaban de llegar.

En autos privados, en ambulancias que esperaban en cuarta o quinta fila, entrando por su propio pie o al borde de la muerte, llegaron por centenares.

Reed Broschart, en el centro, abraza a su novia Aria James en el Strip de Las Vegas tras un tiroteo masivo en un concierto el lunes 2 de octubre de 2017 en Las Vegas. (AP Foto/Marcio Jose Sanchez)

“No tengo ni idea de a quién he operado”, dijo el doctor Jay Coates, cirujano de traumatología en un hospital que recibió a muchos de los heridos después de que un hombre disparase desde la ventana de un hotel en Las Vegas a la gente que estaba abajo en un concierto. “Llegaban tan deprisa que nos ocupábamos de los cuerpos. Solo intentábamos evitar que la gente muriera”.

Conforme la noche del domingo daba paso a la madrugada del lunes, el ataque se convirtió en el tiroteo masivo más mortal en la historia moderna de Estados Unidos, con 59 muertos y 527 heridos.

El University Medical Center of Southern Nevada era uno de los muchos hospitales que se vieron desbordados.

“Todas las camas estaban llenas”, dijo Coates. “Teníamos gente en los pasillos, gente fuera y más gente que llegaba”.

Las enormes y espantosas heridas que vio en su mesa de operaciones, señaló, mostraban que no era sólo la enorme cifra de víctimas lo que hacía diferente a este ataque.

“Estaba muy claro con el primer paciente que vi y operé que esto era un arma de gran potencia”, dijo Coates. “Esto no era un arma normal de la calle. Era algo que hizo mucho daño al penetrar en el cuerpo”.

El cirujano dijo que había visto heridas similares en el pasado, pero “por supuesto, nunca tantos pacientes”.

Varias cortinas salen de unas ventanas rotas en el hotel y casino Mandalay Bay en Las Vegas, el lunes 2 de octubre de 2017. Las autoridades dijeron que el atacante Stephen Craig Paddock rompió las ventanas y comenzó abrir fuego, donde mató a decenas de personas e hirió a centenas. (AP Foto/John Locher)

El agresor, Stephen Paddock, un contable retirado de 64 años, se suicidó cuando las autoridades entraban en su habitación del hotel.

Tenía 23 armas, algunas con miras, en su cuarto del Mandalay Bay Hotel and Casino, donde se alojaba desde el jueves. Rompió dos ventanas para crear posiciones de francotirador desde las que descargó un aluvión de balas sobre las 22,000 personas que asistían al concierto a unas 500 yardas de distancia, según las autoridades.

Dos de las armas se habían modificado para hacerlas totalmente automáticas, según dos funcionarios estadounidenses familiarizados con la investigaciones, que hablaron bajo condición de anonimato porque la pesquisa seguía en marcha.

Las autoridades encontraron en casa de Paddock otras 19 armas, explosivos y miles de cartuchos. En su auto también había varias libras de nitrato de amonio, un fertilizante que puede utilizarse para fabricar explosivos.

Se cree que Paddock actuó solo. Aunque no parecía tener historial delictivo, su padre fue un atracador de bancos que estuvo en la lista de los más buscados del FBI en la década de 1960.

“No podemos preocuparnos por las víctimas”, dijo un agente a las 10:15 de la noche. “Necesitamos detener al agresor antes de que haya más víctimas. Todos los ojos sobre él. Detengan al tirador”.

La multitud, expuesta en un espacio abierto y abarrotado, tenía pocos lugares donde cubrirse y ninguna salida fácil. Las víctimas caían mientras otros huían en pánico. Algunos se escondieron tras puestos de comida o se arrastraron bajo autos estacionados.

La confusión y la conmoción marcaba los rostros de los asistentes, y la gente lloraba y gritaba. Algunos heridos fueron alcanzados por metralla. Otros fueron pisoteados o se lesionaron al saltar cercas.

“Era un caos… gente corriendo por su vida. Gente que intentaba echarse al suelo. Intentando llegar a sus seres queridos que habían sido alcanzados”, dijo Shaun Topper.

Pronto surgieron historias de heroísmo y compasión: un hombre estrechó la mano de un extraño para consolarlo mientras moría, incapaz de apartarse a pesar del peligro. Otro tomó prestada una camisa franela de un desconocido para hacer un torniquete a una chica a la que no conocía.

Las parejas corrieron cogidas de las manos. Los sanos llevaban a los que sangraban. Extraños llevaron a las víctimas a los hospitales en sus coches.

Más de doce horas después de la masacre aún se estaban retirando cadáveres cubiertos por sábanas blancas de la zona del festival, y la escena estaba cubierta de bolsas y pertenencias olvidadas por los que huyeron.

Coates, el cirujano de traumatología, dijo que no se habían perdido vidas debido a la falta de preparación, aunque quizá hubieran podido salvar más con un número menor de víctimas.

“Le diré que todo el mundo que debía vivir, vivió”, dijo Coates. “Los que perdimos, creo que si hubieran sido los únicos pacientes que entraron por la puerta hubiéramos podido salvarlos”.

Al menos 50 muertos en balacera en concierto en Las Vegas

Por SALLY HO (Associated Press)

Dos personas ayudan a una mujer herida en el hotel Tropicana tras una balacera en un concierto al aire libre en el Strip de Las Vegas, el 1 de octubre de 2017. (Chase Stevens/Las Vegas Review-Journal via AP)
Dos personas ayudan a una mujer herida en el hotel Tropicana tras una balacera en un concierto al aire libre en el Strip de Las Vegas, el 1 de octubre de 2017. (Chase Stevens/Las Vegas Review-Journal via AP)

LAS VEGAS (AP) — Un pistolero apostado en la planta 32 de un casino del Strip de Las Vegas abrió fuego contra un festival de música al aire libre matando a 50 personas, entre ellos dos policías fuera de servicio, e hiriendo a más de 200, dijeron las autoridades a primera hora del lunes.

La estrella de la música country Jason Aldean estaba sobre el escenario del Route 91 Harvest Festival el domingo por la noche cuando comenzó la balacera.

Los agentes se enfrentaron al sospechoso en la planta 32 del Mandalay Bay Hotel and Casino, al otro lado de la calle donde se celebraba el concierto, y lo asesinaron, dijo el jefe de la policía del condado de Clark, Joseph Lombardo. Las autoridades confirmaron la muerte del hombre pero no hicieron público su nombre, aunque dijeron que era un residente.

Los asistentes al concierto dijeron que escucharon lo que describieron como disparos de un arma automática durante el incidente.

Las autoridades creen que se trató del ataque de un “lobo solitario” pero buscan al compañero de habitación del tirador abatido como “persona de interés en el caso”, explicó Lombardo. Esta persona no sería un sospechoso formal, sino un individuo que puede tener información valiosa para la investigación.

Los dos agentes fuera de servicio fallecidos asistían al concierto como público, dijo Lombardo. Otro agente fuera de servicio estaba en estado crítico y uno más resultó herido, agregó. Varios miembros de las fuerzas de seguridad de California estaban presentes en el festival. Un policía de Bakersfield fue trasladado a un hospital con heridas que no ponían en peligro su vida.

Una mujer se sienta en el bordillo de una vereda en el lugar de una balacera en un concierto al aire libre en el Strip de Las Vegas, el 1 de octubre de 2017. (AP Foto/John Locher)
Una mujer se sienta en el bordillo de una vereda en el lugar de una balacera en un concierto al aire libre en el Strip de Las Vegas, el 1 de octubre de 2017. (AP Foto/John Locher)

Horas después del tiroteo, Aldean publicó en Instagram que él y su equipo se encontraban bien y dijo que la balacera fue “más que horrible”.

Kodiak Yazzie, de 36 años, contó que estaba viendo la actuación de Jason Aldean con su novia cuando escuchó un sonido similar al de los fuegos artificiales. La música se detuvo momentáneamente y volvió a comenzar antes de que una nueva ronda de sonidos hizo que los cantantes se pusieran a cubierto y huyeran del escenario.

Miles de personas escaparon de las ráfagas de disparos, que pudieron oírse durante más de cinco minutos, apuntó Yazzie.

Jose Baggett, un residente en Las Vegas de 31 años, dijo que estaba en la entrada del hotel-casino Luxor, justo al norte del festival, con un amigo cuando la gente comenzó a correr. Vio a gente llorando y cuando se alejaron de la zona se toparon con controles policiales en los que los agentes iban armados con escopetas y rifles de asalto.

“Había vehículos blindados, vehículos de las fuerzas especiales SWAT, ambulancias, y autos policiales que ocupaban al menos media milla”, comentó Baggett.

Los testigos dijeron ver múltiples víctimas y docenas de ambulancias cerca del lugar de concierto. Algunos de los asistentes se apiñaban más tarde en el sótano del hotel-casino Tropicana, ubicado cerca.

Agentes armados con rifles de asalto entraron al Mandalay Bay Hotel and Casino.

Las autoridades cerraron parte del céntrico bulevar de Las Vegas y de la interestatal 15.

Los vuelos del Aeropuerto Internacional McCarran quedaron suspendidos temporalmente por el incidente, dijo el aeródromo en su cuenta oficial de Twitter.

Las Vegas de rojo, blanco y verde por Independencia Mexicana

Articulo por REGINA GARCÍA CANO (Associated Press)

LAS VEGAS, Nevada (AP) — Las Vegas nunca necesita una excusa para estar de fiesta, y como un oasis del entretenimiento cercano a México, la ciudad desplegará la alfombra roja, blanca y verde a partir del viernes para celebrar el Día de la Independencia mexicano.

En esta foto del 12 de septiembre del 2017, Gennady Golovkin posa en el escenario durante la llegada de los boxeadores a Las Vegas. (AP Foto/John Locher, Archivo)

Se anticipa que una esperada pelea de boxeo, el toque de la campana y más de una docena de conciertos de luminarias latinas que incluyen a Ricky Martin y Alejandro Fernández atraigan a miles de visitantes, haciendo de este fin de semana uno muy ajetreado en la Ciudad del Pecado.

La festividad “se ha ido desarrollando a lo largo de dos décadas o más hasta convertirse en esencial. Las Vegas tiene el ambiente — la diversión, la emoción — todo el año, y entonces uno trae a Alejandro Fernández, Pepe Aguilar y los que tienen residencias como Ricky Martin y Jennifer López”, dijo Rafael Villanueva, director senior de ventas internacionales para la Autoridad de Convenciones y Visitantes de Las Vegas.

Es tan grande la celebración que incluye a superastros no mexicanos, como Martin y López, ambos de origen puertorriqueño.

“Si hablas con mucha gente en México, te dirán que si no van a la Ciudad de México vendrán a Las Vegas por toda la diversión y el entretenimiento”, dijo Villanueva.

El feriado del 16 de septiembre conmemora el llamado a las armas del padre Miguel Hidalgo y Costilla que desencadenó el levantamiento mexicano contra los gobernantes españoles en 1810. El cura rebelde fue asesinado al año siguiente, pero sus palabras, conocidas como el “Grito de Dolores”, pusieron en marcha la independencia de España, que se produjo en 1821.

En esta foto del 14 de septiembre del 2017, un anuncio del artista mexicano Franco Escamilla se refleja en una ventana en Las Vegas el jueves 14 de septiembre del 2017. (AP Foto/John Locher)

Lo que comenzó como un espectáculo privado para grandes apostadores de Latinoamérica fue evolucionando hasta convertirse en uno de los fines de semana más ajetreados de la ciudad, con compañías que contratan a artistas desde un año antes mientras las aerolíneas agregan vuelos directos desde México.

El programa pretende complacer una variedad de gustos y generaciones, con Marc Anthony, Ricardo Arjona, Emmanuel, Enrique Iglesias, Carlos Santana, Maná, Marco Antonio Solís, Jesse y Joy, Gloria Trevi y Alejandra Guzmán.

“Durante los últimos 15 a 20 años, realmente hemos acogido las fiestas trayendo a artistas y peleas de primer nivel”, dijo Sid Greenfeig, vicepresidente de entretenimiento y reservaciones para MGM Resorts International, que presenta siete espectáculos y una mega pelea de boxeo en sus propiedades. “Definitivamente buscamos que haya diversidad entre los artistas, y al tener estadios y grandes recintos también buscamos a artistas que puedan llenar esas salas”.

La oferta característica de la ciudad es una pelea de boxeo. Tanto es así, que Floyd Mayweather Jr., antes de retirarse, hizo del Día de la Independencia Mexicana su propio feriado, peleando múltiples veces en esas fechas a lo largo de los años. Los promotores tradicionalmente ofrecían peleas con boxeadores mexicanos los fines de semana de El Grito y el Cinco de Mayo.

El popular Saúl “Canelo” Álvarez se medirá el sábado con Gennady Golovkin en una muy anticipada pelea por la unificación del título mundial mediano en el T-Mobile Arena para la cual ya se agotaron las entradas.

Los últimos tres años, los registros de ocupación de la oficina de turismo muestran que los hoteles superaron el 96% de su capacidad durante el periodo de tres días asociado con el feriado. En 2016, el 98.4% de las 149,000 habitaciones de hotel y motel de la ciudad fueron ocupados, con lo que fue el fin de semana más ajetreado del año.

El viernes, la residente de San Diego Esthela Pedrín verá el concierto anual de Fernández por la Independencia Mexicana en Las Vegas por décima ocasión. Con tantas opciones, dice que se le ha hecho difícil decidir a qué espectáculo asistirá el sábado.

“Me encanta celebrarlo en Las Vegas especialmente porque asiste muchísima gente de todas partes de nuestro país, de Mexico”, comentó Pedrín. “(Fernandez) saca la bandera. Todos cantamos”.

La fiesta comienza el viernes por la noche con una celebración en la que el cónsul mexicano Alejandro Madrigal Becerra tocará la campana en The Forum Shops, en el Caesars Palace. Hidalgo, el cura rebelde, tocó una campana cuando dio su famoso discurso, y el presidente de México lo hace anualmente en la capital mexicana.

Hasta una pista de carreras de autos orientada al turismo, SpeedVegas, ofrece un paquete para conducir un Lamborghini, un Porsche y un Ferrari, cada uno de un color diferente de la bandera mexicana.

Bandas mariachi actuarán en distintos casinos y resorts, incluyendo una de una escuela secundaria que le dará la bienvenida a los viajeros que arriben al aeropuerto el viernes. Y muchos establecimientos servirán comida mexicana y tequila, por supuesto.

“Este es básicamente un evento por toda la ciudad arraigado al entretenimiento, además de la típica gran pelea del año”, dijo Fedor Banuchi, vicepresidente de entretenimiento de The Cosmopolitan, cuyo teatro ofrecerá dos conciertos. “Tenemos algo para cada quien porque realmente la fiesta del Día de la Independencia Mexicana se ha vuelto tan grande y popular que tenemos que pensar en todos los distintos grupos que vienen”.

Las Vegas hará toda una fiesta con Mayweather-McGregor

LAS VEGAS, Nevada (AP) — Aunque no se han agotado los boletos para el espectáculo, Las Vegas hará toda una fiesta boxística con la pelea entre Floyd Mayweather Jr. y Conor McGregor.

Los clubes nocturnos tienen registrada ya una larga lista de celebridades que visitarán sus instalaciones en la Ciudad del Pecado, entre ellos uno de los peleadores y apostadores de alto nivel. Varias figuras destacadas ya han reservado algunos de los alojamientos más lujosos de la ciudad. Hay bares que han creado para la ocasión cocteles con temas boxísticos.

La pelea del próximo sábado por la noche en la Arena T-Mobile será solo el eje de un fin de semana frenético, aunque en varios aspectos no será suficiente como para generar tantos ingresos como alguna pelea anterior de Mayweather.

“Va a ser un fin de semana alocado”, dijo Ryan Thompson, vicepresidente sénior y director regional de mercadotecnia de Caesars Entertainment, cuyos casinos-resorts Planet Hollywood, The Cromwell y Caesars Palace tienen apenas algunas habitaciones disponibles en Las Vegas Strip, una famosa franja de una avenida principal de la ciudad donde se encuentran la mayoría de los hoteles, casinos y complejos turísticos. “La energía durante ese fin de semana va a estar a la par de una víspera de Año Nuevo en la ciudad”.

Caesars y MGM Resorts International, dueño del lugar donde se efectuará la pelea, esperan que sus habitaciones se agoten a medida que se aproxima el fin de semana, pero a diferencia de la fuerte demanda creada por la pelea de Mayweather con Manny Pacquiao en mayo de 2015 en Las Vegas, esta vez todavía hay habitaciones de hotel disponibles.

El MGM Grand ya ha reducido tres veces los precios para el fin de semana. Ahora una estancia de dos noches cuesta 329 dólares por noche. Todavía se pueden encontrar habitaciones en varios hoteles de la Strip por 200 dólares o menos por noche.

Muchas celebridades y apostadores de alto nivel no necesitan preocuparse por los precios, pues como es costumbre serán consentidos con habitaciones de hotel y entradas gratuitas. Otros menos afortunados, pero con dinero de sobra, han reservado las habitaciones más lujosas en la Strip.

Las villas en el Caesars Palace (a partir de 25,000 dólares por noche) y en el Nobu Hotel del Caesars Palace (35,000 dólares por noche y en las que se han alojado celebridades como Jennifer López y Johnny Depp) ya están aportadas para el fin de semana.